Aprueban ley 'antibullying' en BC; maestros van en contra

Las autoridades educativas advirtieron que el dictamen podría ser regresado al Congreso porque contempla sanciones a profesores y alumnos y no a los padres de familia.
Casos de bullying. Archivo
El Congreso aprobó la ley de manera unánime. (Milenio Digital/Archivo.)

Tijuana

Por votación unánime, el Congreso de Baja California aprobó este jueves la Ley para Prevenir y Erradicar el Acoso Escolar, pero no había transcurrido ni una hora cuando autoridades educativas advirtieron que el Ejecutivo podría regresarla con observaciones, ya que contempla sanciones administrativas a maestros que permitan este tipo de conductas, y a alumnos que hagan bullying a sus compañeros.

El delegado del Sistema Educativo Estatal en Tijuana, Leopoldo Guerrero Díaz, cuestionó que se pretenda castigar al personal escolar cuando las responsabilidades deben fincarse en el seno familiar, donde, dijo, surge el problema, por el cual se han levantado 350 denuncias en todo el estado y tres maestros han sido cambiados de las aulas por este motivo.

Incluso señaló que esta penalización evitará que se ventilen esos casos y se atiendan adecuadamente.

El diputado de Movimiento Ciudadano, Alcibíades García Lizardi, principal promotor de la ley antibullying, explicó que la legislación surgió del incremento de casos de violencia en las escuelas, por lo que consideró como urgente la creación de políticas que atiendan esta situación.

Dijo que esta ley contempla que los alumnos, personal docente, administrativo y de apoyo, así como los padres de familia, trabajen en conjunto para prevenir, detectar, atender y erradicar esta problemática en el estado.

"Incorpora como un elemento sustantivo en el propósito de prevenir y erradicar el bullying, que es la participación social, particularmente de los padres de familia. Sin ser un instrumento jurídico coercitivo, sí se establecen sanciones para quienes ejerzan acoso escolar y para quienes sean omisos de denunciar y actuar para evitar este tipo de conductas que tanto nos lastiman"

Con lo aprobado, cada escuela deberá disponer de un responsable para la recepción de denuncias; el director de cada plantel estará obligado a denunciar ante el Ministerio Público conductas de acoso escolar; autorizar el uso de recursos tecnológicos para la vigilancia e investigación de casos de acoso, respetando siempre la privacidad y la dignidad de alumnos y del personal de los planteles educativos.

Debido a que no existe un estudio a fondo sobre el panorama de la entidad en esta materia, también se contempla la obligación para las escuelas de remitir un informe a la Secretaría de Educación con un sumario de las denuncias recibidas y las acciones tomadas en cada caso.

El nuevo cuerpo normativo define el acoso escolar como cualquier forma de agresión o maltrato psicológico, físico directo o indirecto, verbal o cibernético, dentro o fuera del centro escolar, generado entre alumnos, de forma reiterada, de manera que interfiera en su rendimiento académico, su integración social o la participación en programas educativos; perjudicando la disposición de un estudiante a participar o aprovechar los programas o
actividades escolares, al hacerle sentir un temor razonable a sufrir algún daño de cualquier tipo.

Por unanimidad de los 22 diputados presentes, este jueves fue aprobada la llamada ley 'anti-bullying' en el Congreso, sin embargo, esta legislación será turnada al Ejecutivo para su revisión, y en su caso, aprobación definitiva a fin de publicarse en el Periódico Oficial del estado.