Bloquean la México-Querétaro por homicidio de niña

Alrededor de 500 manifestantes bloquearon la autopista México-Querétaro para exigir justicia por el asesinato de una niña de 12 años.

Cuatitlán Izcalli

En exigencia de que se haga justicia y se esclarezca el homicidio de la niña, Liliana Morales Flores de 12 años, cerca de 500 vecinos acompañados de estudiantes de la Facultad de Estudios Superiores Cuautitlán (FESC), bloquearon por espacio de dos horas, los dos sentidos de la autopista México-Querétaro a la altura de la empresa Koblenz.

Por la mañana de este viernes, los vecinos de la colonia Luis Echeverría, dirigieron su marcha al palacio municipal y en el trayecto se les sumaron estudiantes de la FESC de la UNAM.

Con antelación, el presidente municipal, Karim Carvallo Delfín, se había reunido con los padres de la menor, a quienes expresó su respaldo y reiteró la disposición del gobierno local para reforzar acciones en materia de seguridad y servicios públicos en la comunidad, principalmente la reparación y cambio de luminarias.

Pese a ello, los inconformes determinaron bloquear la autopista, lo que ocasionó la paralización de decenas de miles de automovilistas y choferes, quienes formaron una larga hilera que en dirección al sur llegó hasta los límites con el Distrito Federal en el Toreo y varios kilómetros al norte.

La autopista fue liberada alrededor de las 15:10 horas, después de un infructuoso dialogo que sostuvieron funcionarios del gobierno mexiquense y debido a que no accedieron a liberar el paso, se tomó la determinación de utilizar la fuerza pública.

Los policías antimotines utilizaron una estrategia en la cual cerraron filas y avanzaron paulatinamente replegando a los vecinos y estudiantes de la Facultad de Estudios Superiores de Cuautitlán (FESC) para que se salieran de la vía de comunicación.

En entrevista, el presidente municipal, Karim Carvallo Delfín, comentó que el crimen cometido contra la adolescente estremeció a la ciudadanía y que de acuerdo a las primeras indagaciones realizadas por la Procuraduría de Justicia estatal, los delincuentes son unos improvisados.

"Estos tipos no son profesionales, hicieron un manejo y una operación de secuestro de gente improvisada, nos preocupa porque la víctima no era gente de recursos económicos, de primer instancia supe por la Procuraduría que habían pedido 500 mil después se bajaron a 250 mil, no sabían lo que hacían".

Puntualizó que debido a que la familia no podía reunir el dinero solicitado, decidieron acabar con la vida de su víctima, porque presuntamente se dejaron ver y los podía identificar.