• Regístrate
Estás leyendo: Bacterias resistentes son una amenaza real en México
Comparte esta noticia
Sábado , 18.08.2018 / 19:54 Hoy

Bacterias resistentes son una amenaza real en México

Son causa de infecciones severas y muerte en nuestro medio varios de los "patógenos prioritarios" publicados en lista de la OMS.

Publicidad
Publicidad

Lejos de ser leyenda, o verdad de otro continente, la presencia de bacterias resistentes a los antibióticos también es un verdadero problema de salud pública en México, resaltó el investigador y especialista en Infectología, Eduardo Rodríguez Noriega, al hablar en entrevista sobre el listado de "patógenos prioritarios" que la Organización Mundial de la Salud (OMS) publicó por primera vez el pasado 27 de febrero.

"La publicación de la OMS es una alarma para todo el mundo, en relación a la falta de antibióticos para tratar a bacterias resistentes, y México no es la excepción. Una bacteria resistente es la que no responde a muchos antibióticos, pero el gran problema para 2017 es que ya hay patógenos para los cuales no sirve ningún antibiótico de los que existen en el mundo, por lo cual esta publicación habla de la necesidad de que los laboratorios investiguen y desarrollen nuevos antibióticos", indicó el reconocido infectólogo.

La lista de la OMS divide en tres categorías, según la urgencia, a las doce familias de bacterias "más peligrosas para la salud humana": prioridad crítica, elevada o media. Entre estas bacterias aparecen la Acinetobacter, las Pseudomonas, la Klebsiella, la E. coli, la Helicobacter y la Salmonella, etcétera que provocan infecciones diversas: respiratorias, gastrointestinales, urinarias, en la piel, de trasmisión sexual, en neonatos, etcétera, de difícil tratamiento.

Rodríguez Noriega recordó que en 2013 el Centro para Prevención y Control de Enfermedades (CDC por sus siglas en inglés), con sede en Atlanta, EUA, ya había dado la voz de alerta sobre bacterias resistentes y publicó un listado más largo que el de la OMS. Pese a su advertencia, no se desarrolló en este lapso ningún antibiótico nuevo para algunas de las bacterias citadas en ambas publicaciones.

La razón: el multimillonario el costo de la inversión para producir un nuevo fármaco. De ahí lo relevante del llamado de la OMS para que gobiernos e iniciativa privada colaboren en este esfuerzo. La falta de antibióticos para estas bacterias multirresistentes provoca sufrimiento y miles de muertes, explicó.

"La meta de este publicación es que el mundo debe facilitar la investigación y el desarrollo de nuevos antibióticos", refirió el también jefe del Servicio de Infectología Adultos del Hospital Civil de Guadalajara "Fray Antonio Alcalde" (HCG).

En el listado de la OMS aparecen bacterias que son un verdadero dolor de cabeza en hospitales de todo el mundo, como la Klebsiella pneumoniae, detalló. Se trata de uno de los patógenos asociados a la NDM-1 (New Delhi metallo-beta-lactamase), un gen identificado en la India que vuelve a las bacterias resistentes a la mayoría de antibióticos, entre ellos los de la familia carbapenem, principal arma frente a las cepas bacterianas multirresistentes.

Las bacterias con este gen son muy peligrosas y de difícil tratamiento. La Klebsiella, de la familia Enterobacteriaceae, está asociado principalmente a infecciones nosocomiales. "Esta bacteria está en 2013 y en 2017. El gran problema es que adquiera este gen, produce infecciones en todas partes del cuerpo, principalmente en el pulmón, en pacientes hospitalizados con ventilación mecánica", infecciones del tracto urinario, infecciones de tejidos blandos y de herida quirúrgica.

Casi a la par del hallazgo en Nueva Delhi, en China se identifica otra bacteria en puercos y humanos resistente a la colistina; mientras que Estados Unidos publica un estudio multianual que evidencia el incremento de infecciones por bacterias resistentes en pediatría. Esos tres casos ponen el dedo en la llaga: faltan nuevos antibióticos y un control estricto en su prescripción puesto que la resistencia se crea debido a tres factores: dosis inadecuada, vía de administración inadecuada y/o tiempo inadecuado, explicó el especialista.

El listado de la OMS ha recibido ya críticas por haber omitido algunas bacterias, que sí incluyó el listado del CDC: es el caso de la Clostridium difficile la cual produce diarrea y cuadros intestinales severos que requieren el uso prolongado de antibióticos. "Esta bacteria es un problema importante en México", citó.

El principal riesgo de contagio es dentro de hospitales y entre personas ancianas y pacientes inmunosuprimidos. Sin embargo, sí hay antibióticos para su tratamiento. "De ahí la causa de su no inclusión. Es probable, no les pregunté", enfatizó el médico, quien concluye que igual sucedió al no incluir al bacilo de la tuberculosis entre los "patógenos prioritarios".

De acuerdo con Rodríguez Noriega en México las infecciones de mayor amenaza son provocadas por Clostridium difficile, una bomba de tiempo para pacientes con diabetes mellitus o enfermedad renal; y la Klebsiella "que está en todos los hospitales de México, de Estados Unidos y Europa" y la otra es la tuberculosis resistente (no incluida). "En EUA creen que no hay tuberculosis, y nosotros tenemos mucha, sobre todo en diabéticos", remarcó.

En la lista de la OMS, la categoría de prioridad crítica incluye bacterias multirresistentes peligrosas en hospitales, residencias de ancianos y entre pacientes con dispositivos como ventiladores y catéteres intravenosos.

Se encuentran también las bacterias gramnegativas que pueden transmitir material genético a otras bacterias y volverse farmacorresistentes.

Las categorías de prioridad elevada y media contienen otras bacterias que exhiben una farmacorresistencia creciente y provocan enfermedades comunes como la gonorrea o intoxicaciones alimentarias por salmonela.

Eduardo Rodríguez resaltó que en medio de un escenario tan complejo, en nuestro medio hace falta mucha capacitación médica y vigilancia, dado el indiscriminado uso de antibióticos y su prescripción inadecuada; por lo cual los esfuerzos realizados para el control de antibióticos, ha servido de muy poco. El problema va más allá de que a usted le retengan la receta.

"Debe haber especialistas en el mundo que agresivamente se dediquen a corregir los errores, porque por un antibiótico mal dado tenemos resistencia", concluyó.

Bacterias resistentes

La lista prioritaria de la OMS en busca de nuevos antibióticos

Prioridad 1: CRÍTICA
Acinetobacter baumannii, resistente a los carbapenémicos
Pseudomonas aeruginosa, resistente a los carbapenémicos
Enterobacteriaceae, resistentes a los carbapenémicos

Prioridad 2: ELEVADA
Enterococcus faecium, resistente a la vancomicina
Staphylococcus aureus, resistente a la meticilina, con sensibilidad intermedia y resistencia a la vancomicina
Helicobacter pylori, resistente a la claritromicina
Campylobacter spp., resistente a las fluoroquinolonas
Salmonellae, resistentes a las fluoroquinolonas
Neisseria gonorrhoeae, resistente a la cefalosporina y a las fluoroquinolonas

Prioridad 3: MEDIA
Streptococcus pneumoniae, sin sensibilidad a la penicilina
Haemophilus influenzae, resistente a la ampicilina
Shigella spp., resistente a las fluoroquinolonas

Fuente: Organización Mundial de la Salud

SRN

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.