Profepa asegura animales en aviario de Puebla

Tras la inspección realizada durante siete días, se encontraron 13 especies en riesgo por peligro de extinción, amenazada y sujeta a protección especial.
Profepa encontró irregularidades en el aviario.
Profepa encontró irregularidades en el aviario. (Profepa)

Puebla

Un total de 316 ejemplares de vida silvestre fueron asegurados de manera precautoria por integrantes de la Delegación Puebla de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) en el Aviario del Parque Ecológico Revolución Mexicana, ubicado al oriente de la ciudad.

Ante denuncias ciudadanas por presunto maltrato y tráfico de aves exóticas, Profepa reportó que tras la  inspección realizada durante siete días, se encontraron 13 especies en riesgo por peligro de extinción, amenazada y sujeta a protección especial, la NOM-059-SEMARNAT-2010,

Entre los ejemplares encontrados aparen: guacamaya roja (ara macao), guacamaya verde (ara militaris), mono araña (ateles geoffroyi), y el pato real (cairina moschata). Los anteriores se encuentran bajo el estatus en peligro de extinción.

La lista de ejemplares encontrados continúa con perico serrano (bolborhynchus lineola), pava cojolita (penelope purpurascens), hocofaisán (crax rubra) y  tucanes pecho azufrado (ramphastos sulfuratus), que están en la categoría de Amenazada (A).

La relación se completa con ejemplares de aguililla de cooper (accipiter cooperii), chachalaca (ortalis leucogastra), halcón peregrino (falco peregrinus), loro de frente blanca (amazona albifrons), e iguana verde (iguana iguana), listados en la NOM-059 en categoría de Sujeta a protección especial (Pr).

“Cabe señalar que la visita de inspección al Aviario del  Parque  Ecológico  Revolución Mexicana,  inició el pasado 24 de septiembre y concluyó el 1 de octubre.  A través de este acto se verifica el cumplimiento de la normatividad ambiental, toda vez que incluye la revisión  del estado físico y la legal procedencia de los ejemplares en el ámbito de competencia de la Profepa”, informó la delegación en Puebla.

Los miembros de Profepa analizaron el estado físico de las aves y su legal procedencia;  la  revisión  de los documentos del establecimiento, con el fin de corroborar si está autorizado para manejar dichos ejemplares; y  se analizó el  inventario de las especies y ejemplares que se encuentran en dicho recinto.

“Ante las irregularidades detectadas se realizó el aseguramiento precautorio de los 316 ejemplares de fauna silvestre, mismos que quedaron bajo resguardo y responsabilidad del inspeccionado, quien de acuerdo con la legislación ambiental  cuenta con  cinco días hábiles para acreditar la legal procedencia. De no hacerlo se continuará con el procedimiento administrativo”, finalizó Profepa.