UPOEG halla fosa clandestina en Cajeles, Guerrero

Además, catearon dos casas que presuntamente eran usadas por la delincuencia en la zona.

Chipalcingo

Elementos de la Policía Ciudadana (PC) encontraron una fosa clandestina con un costal que en su interior contenía huesos, de ahí sacaron cuatro chalecos antibalas; fornituras, marihuana, cobijas, machetes y una mochila escolar.

La mañana del jueves, integrantes de la Unión de Pueblos Organizados del Estado de Guerrero (UPOEG) recibieron el reporte de que en el cerro, rumbo a la antena de una empresa de telefonía celular había una fosa clandestina y que en su interior encontrarían restos humanos.

Octavio Maganda, promotor de Desarrollo Comunitario de la UPOEG coordinó el operativo de búsqueda, que derivó también en el cateo de dos casas de seguridad.

Ubicaron la entrada de una gruta de la que todavía no conocen la dimensión exacta, aunque en los primeros metros observaron un costal lleno de huesos, por las dimensiones dedujeron que correspondieron a una persona.

En el mismo lugar ubicaron cuatro chalecos antibalas; dos de la Policía Federal y dos con logotipos de la Policía Acreditable del estado de Guerrero.

Ahí mismo encontraron una fornitura, una manga, tres machetes, una mochila escolar rosa marca Wilson, un costal con marihuana echada a perder, una funda para pistola de piel y un porta cargadores.

En el piso de la fosa estaban tiradas tres placas de chalecos tácticos con los números 193, 194 y 196, además de dos bolsas de polietileno negras, un juguete didáctico y una lona vacía.

También resguardaron dos cobijas con fondo blanco y rayas de diferentes colores.

La policía ciudadana dio parte al Ministerio Público del Fuero Común (MPFC) para que enviara a personal a explorar, con la intención de establecer si hay más restos humanos.

La Policía Ciudadana (PC) cateó dos casas más que de acuerdo a los vecinos, eran utilizadas por la delincuencia para resguardar a las víctimas de secuestro, también para someter a tortura a sus rivales.

Octavio Maganda, promotor de la UPOEG reportó que en la parte alta de los cerros, hombres armados, presuntamente integrantes de la delincuencia vigilan las acciones de la PC.

Dicha vigilancia genera temor en la población, por eso es que son pocos los que se animan a reportar los lugares que todavía están bajo el control de los delincuentes.