"¡Bájenlos y si no tiren a matar!"

La alcaldesa de Juan R. Escudero, Elizabeth Gutiérrez Paz, narró cómo ocurrió la agresión en su contra cuando se dirigía a Chilpancingo; afirmó que no resultó lesionada.
Los hechos ocurrieron en la carretera federal Acapulco-Chilpancingo, en el tramo de Tierra Colorada, alrededor de las 11 horas cuando la alcaldesa y sus escoltas se pasaron un retén de la Policía Ciudadana.
La agresión se registró en el tramo de Tierra Colorada de la carretera federal Acapulco-Chilpancingo. (Javier Trujillo )

Ciudad de México

"¡Bájenlos y si no tiren a matar!", gritó uno de los policías comunitarios antes de iniciar la balacera, recuerda Elizabeth Gutiérrez Paz, alcaldesa del municipio guerrerense de Juan R. Escudero.

La presidenta municipal se dirigía a Chilpancingo, donde sostendría una reunión con el secretario de Gobierno; sin embargo, en el tramo de Tierra Colorada de la carretera federal Acapulco-Chilpancingo se encontró con policías comunitarios que le ordenaron que se detuviera, después vinieron los balazos.

"Al ingresar a la carretera federal a la altura de la gas de Tierra Colorada se nos cierran dos camionetas y a la vez se regresan y nos hacen las señas de que nos paráramos. Yo le di la orden a mi chofer de que más adelante estaba el retén y que ahí nos íbamos a parar", dijo en entrevista para Milenio Televisión.

Gutiérrez Paz explicó que no se detuvieron y solo bajaron la velocidad de la camioneta en la que se trasladaba con su chofer y tres de sus escoltas, mientras que en otra camioneta venía otra parte de sus custodios personales.

Narró que bajó el vidrio de la unidad en la que se trasladaba e identificó, pero la situación continuó siendo tensa; la exigencia fue que se detuvieran y bajaran.

"Bajo el vidrio (de la camioneta) y empiezan a gritar que nos bajaran con palabras obscenas, entonces le dije 'voy a una reunión en Chilpancingo con el secretario de Gobierno' y dijo que les valía y grita otra persona: '¡bájenlos y si no tiren a matar!', y fue que empezaron a disparar", mencionó.

En la camioneta Yukon blanca quedó el rastro de varios impactos de bala y ninguno de ellos hirió a la alcaldesa. La instrucción fue acelerar porque sino "ahí nos iban a matar a todos".

"Me tiro en la parte interior del vehículo y tres de mis escoltas repelieron la agresión; le dije al chofer que pisara el acelerador porque sino ahí nos iban a matar a todos", mencionó.

La alcaldesa de Juan R. Escudero dijo que solo uno de sus escoltas resultó lesionado, por lo que cambió su destino hacia el puerto de Acapulco, en donde solicitó auxilio a una patrulla para trasladar a su custodio a un hospital.

El elemento de seguridad de la presidenta municipal fue ingresado a un hospital donde fue operado y su estado de salud se reporta como estable.

Cuestionada sobre que fueron sus escoltas los que iniciaron la agresión, Elizabeth Gutiérrez Paz negó esa versión y afirmó que fueron los policías comunitarios ya que en la otra camioneta iban más elementos de su seguridad que portaban armas de grueso calibre, las cuales no fueron accionadas en la gresca.

Aseguró que conoce a la gente que la atacó y aseveró que no es la primera vez que sucede, pues cada vez que se para en un retén de la policía comunitaria es amenazada.