Marchan familiares de abogado muerto en Acapulco

Vestidos de blanco, con cruces y cartulinas exigieron esclarecer la muerte de Aquiles Marqués y se castigue a quienes lo privaron de la vida el pasado 24 de febrero.

Acapulco

Esposa, padres, familiares, ciudadanos y amigos del abogado Aquiles Marqués Santoyo, asesinado presuntamente por agentes de la PGR, realizaron una marcha para exigir justicia en el puerto de Acapulco.

La manifestación partió del asta bandera de la Costera Miguel Alemán hasta las oficinas de la subdelegación de la Procuraduría General de la República, para exigir justicia y cese el hostigamiento y la persecución en contra de los familiares del abogado asesinado.

Acusan que agentes de la Procuraduría General de la República (PGR), desde el pasado viernes en vehículos persiguen y hostigan a familiares y testigos del crimen cometido en contra del abogado Aquiles Marqués.

“La PGR también no ha dado la cara, el (delegado) de la PGR, que nos demuestre y nos pongan a todos los que estuvieron el día de la balacera (24 de febrero), porque no los han puesto, que esconden.

“Por qué me están siguiendo, si me van a matar que me maten, pero que primero me enseñen y pongan al que mató a mi marido”, reclamó con lagrimas en los ojos Priscila Ramírez Durán, viuda de Marqués Santoyo.

Lo anterior al iniciar la marcha en la que vestidos de blanco, con cruces y cartulinas exigen esclarecer la muerte del abogado y se castigue a quienes lo privaron de la vida el pasado 24 de febrero en la colonia Progreso en el puerto de Acapulco, ya que hasta la fecha no hay detenidos.

En el asta bandera María Magdalena Santoyo Galeana, madre del abogado que fue asesinado, reclamaba la falta de sensibilidad de las autoridades para investigar el crimen cometido en contra de su hijo, cuando de pronto sufrió un desmayo, que ahí mismo fue atendido por los asistentes a la marcha. 

La viuda, Ramírez Durán, hizo un llamado al gobernador del estado, Ángel Aguirre Rivero para que responda por el crimen cometido en contra de su esposo, el abogado Aquiles Marqués Santoyo, que dejó en la orfandad a cuatro menores con edades de 12 meses, tres y ocho años.

La marcha partió del asta bandera, ubicada en la costera Miguel Alemán y los asistentes lanzaron consignas reclamando justicia para la familia Marqués Santoyo, Marqués Sánchez y Marqués Ramírez.

Priscila Ramírez, la viuda del abogado, exigió a los funcionarios del gobierno federal de la PGR que presenten a los responsables del asesinato de su marido pues consideró que el 24 de febrero “No se murió un perro se murió un ser humano”.

Unas 150 personas marcharon para realizar una protesta en la subdelegación de la PGR y exigir justicia por el crimen del abogado a manos de agentes de la Policía Federal Ministerial.