Profepa desmantela aserradero clandestino en Oaxaca

La procuraduría informó que el volumen total de la madera labrada es de 139.95 metros cúbicos; mientras que las piezas en escuadría es de 12.68, dando un total de 152.63 metros cúbicos. 
La Profepa implementó el operativo para asegurar la madera.
La Profepa implementó el operativo para asegurar la madera. (Profepa)

Oaxaca

La Procuraduría Federal de Protección al Medio Ambiente (Profepa), desmantelo un aserradero clandestino y aseguró de manera precautoria en Oaxaca 5 mil 411 piezas de madera motoaserrada y en escuadría equivalentes a 152.63 metros cúbicos de madera, en el municipio de la de Huajuapan de León, que se ubica en la zoan de la Mixteca, debido a que el inspeccionado la empresa no acreditó la legal procedencia del producto forestal.

Derivado de un operativo a aserraderos, personal de esta Procuraduría inspeccionó un centro de almacenamiento en la comunidad La Estancia, donde encontró 4 mil 476 piezas de madera labrada (motoaserrada) y 935 piezas de madera en escuadría (aserrada), ambas del género pinus sp.

La Delegación Federal de la Proefepa en Oaxaca informó que el volumen total de la madera labrada es de 139.95 metros cúbicos; mientras que las piezas en escuadría es de 12.68, dando un total de 152.63 metros cúbicos.

Detalló que durante la diligencia, el inspeccionado no acreditó la legal procedencia del producto forestal, por lo que se aseguró de manera precautoria, al igual que un vehículo que se encontraba en el lugar.

Cabe destacar que el Código Penal Federal, en el artículo 419, establece que a quien en forma ilícita transporte, comercie, acopie, almacene o transforme más de 4 metros cúbicos de madera en rollo, astillas o carbón vegetal de procedencia forestal, se le impondrá pena de uno a nueve años de prisión y de 300 a tres mil días multa.

En Oaxaca por tala ilegal y saqueo de madera se pierden 120 mil metros cúbicos, confirmó el Presidente de la Comisión Estatal Forestal, Félix Piñeyro Márquez, aceptó que las zonas mas devastadas se localizan en la región de la Mixteca, La Sierra Sur y el Istmo de Tehuantepec.

“Por tala ilegal tenemos identificadas zonas criticas como lo es parte de los Chimalapas, Tlaxiaco que se localiza en la zona Mixteca y una parte de la Sierra Sur, donde hay comunidades que no tienen problemas de manejo y tienen problemas agrarios o de posesión de predios”.

Dijo que de acuerdo a las cifras oficiales por tala ilegal se pierden entre 2 mil 2 mil metros cúbicos de madera por año, sin tomar en cuenta que hay una cifra negra que  estima una perdida adicional por año de  otros 3 mil a 4 mil metros cúbicos que se sustraen de manera indebida y que no se llegan a denunciar o reportarse.

Precisó que son pocas las denuncias que se tienen,  sin embargo se sabe de la operación clandestina de un gran numero de aserraderos que son responsable de la tal ilegal en Oaxaca.

En cuanto a las zonas de mayor conflicto por la presencia de madereras y carpinterías ilegales se ubican que la zona limítrofe entre los estados de Chiapas y Oaxaca, en el municipio de Cintalapa.

Otros aserraderos saquean la madera en tablones que son trasladados en grandes volúmenes, también por gente armada y encapuchada, algunos con antecedentes penales vinculados con la delicuencia.

Según informes de la Subdelegación jurídica de la Procuraduría Federal de Protección al Medio Ambiente (Profepa), son al menos 15 las denuncias penales las que se han instaurado por aprovechamientos y trasportación  ilegales de madera, de las cuales más de la mitad se han consignado ante un ministerio público federal.