Ex líder de la APPO regresa de autoexilio

Flavio Sosa aceptó las medidas cautelares que le otorgó la Defensoría de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca y los escoltas de las fuerzas de seguridad estatal. 

Oaxaca

 Flavio Sosa, ex diputado y ex líder de la Asamblea Popular de los Pueblos de Oaxaca (APPO), regresó de su autoexilio y aceptó las medidas cautelares que le otorgo la Defensoría de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca (DDHPO), así como las escoltas personales que le otorgaron las fuerzas estatales de seguridad, luego de haber recibido amenazas de muerte.

El activista afirmó que luego que fuera asesinado su ayudante personal Ignacio García el pasado 29 de marzo,  optó por autoexiliarse al señalar que el ataque iba en su contra.

“Regrese porque me han ofrecido condiciones de seguridad personal, cuento con dos escoltas, uno de la PGJ y otro más de la Policía Industrial Bancaria y Comercial”, dijo.

Detalló que presentó una averiguación previa por las amenazas telefónica que ha recibido de parte de la gente del ex gobernador de la entidad,  Ulises Ruiz.

“Antes y después de la muerte de mi compañero Ignacio, recibí amenazas de muerte muy fuertes, estaban relacionadas con mi actividad política, hay denuncias que he presentado por ellas.

“Las intimidaciones han sido diversas y las he recibido desde que salí, por ello decidí autoxiliarme”, argumentó.