• Regístrate
Estás leyendo: Alcalde de Pungarabato estuvo 10 meses bajo amenaza
Comparte esta noticia
Domingo , 21.10.2018 / 10:00 Hoy

Alcalde de Pungarabato estuvo 10 meses bajo amenaza

El alcalde de Pungarabato, Ambrosio Soto Duarte, denunció durante 10 meses recibir amenazas por parte de la delincuencia organizada que operaba en Tierra Caliente, Guerrero.

Publicidad
Publicidad

Con su asesinato el 23 de julio, culminaron diez meses en que el alcalde de Pungabarato, Ambrosio Soto Duarte, fue objeto de amenazas de muerte por parte de integrantes del crimen organizado, uno de ellos lo acusaba de incumplir el acuerdo de pagar 3 millones de pesos mensuales, como una forma de corresponder al respaldo que supuestamente se le otorgó durante la campaña electoral.

Al alcalde lo hostigó desde el inicio de su administración municipal, Rodolfo Maldonado Bustos, alias 'José Pineda', 'Don José' o 'El JP', un supuesto líder del crimen en Tierra Caliente, quien vivía en un rancho ubicado en San Lucas o Huetamo, en el estado de Michoacán.

Soto Duarte denunció que Los Caballeros Templarios se habían infiltrado en por lo menos la mitad de la policía preventiva del municipio.

Versiones policíacas y militares indican que 'El JP' tiene también alianzas con otras organizaciones diferentes a los Templarios.

Este último fue quien acusó al presidente municipal de Pungarabato de llevar a otros alcaldes de la región ante Johnny Hurtado Olascoaga, mejor conocido como 'El Pez', líder de un célula de La Familia Michoacana.

Hurtado Olascuaga está relacionado con los hechos en Tlatlaya, así como con ejecuciones registradas en los municipios de Arcelia y Ajuchitlán del Progreso.

Esos grupos delictivos aseguraron que el alcalde de Pungarabato hizo el compromiso de pagar 3 millones de pesos a cambio de protección.

El 14 de diciembre de 2015, 'El JP' hizo un reclamo público al presidente municipal por medio de un video en Youtube, el que exigió hacer efectivo el compromiso de pagarle 3 millones de pesos mensuales.

De acuerdo con información de inteligencia militar, el secuestro del empresario Gustavo Borja, esposo de la síndica Rosalba Andrade Rendón fue un acto de presión de "EL JP" contra Soto Duarte.

El 5 de julio pasado, su primo y chofer, Sebastián Soto Rodríguez, fue asesinado y su cuerpo abandonado en un basurero ubicado en Cutzamala de Pinzón.

Con su muerte, culminaron diez meses de acusaciones y amenazas.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.