Ramón Ortiz García enfrenta una demanda por abuso sexual

Diana, víctima por parte del Presidente del Comité para la Prevención y Seguimiento de los Feminicidios en San Luis Potosí, Ramón Ortiz García, denunció el hecho ante el Ministerio Público.

San Luis Potosí

Ramón Ortiz García, presidente del Comité para la Prevención y Seguimiento de los Feminicidios en San Luis Potosí, enfrenta una demanda por abuso sexual por lo que organizaciones civiles que defienden los derechos de la mujer demandaron su destitución del cargo.

El Comité fue instalado apenas en diciembre de 2013 por parte de la Comisión de Derechos Humanos, Equidad y Género del Congreso del Estado y fueron incluidos representantes de instituciones gubernamentales, civiles y académicas con el objetivo de dar seguimiento a los casos de feminidicio en la entidad.

Organismos civiles que forman parte de ese comité como son: Abrir tus ojos, A. C., Alas para Ti, A .C., Otra oportunidad, A. C., Inclusión, Género y Ciudadanía, A. C., Santa María de Lourdes, A. C., Mujeres Emprendedoras, A. C., Nueva Luna, A. C. , Renace A. C., OPPDSI, (Organización Prodefensa de Perseguidos, Procesados y Sentenciados Injustamente A. C.), demandaron en un comunicado se castigue a Ortiz García y se haga justicia en favor de la víctima.

Las organizaciones civiles firmantes, nos hemos agrupado para apoyar a Diana, joven mujer, víctima de abuso sexual por parte del Presidente del Comité para la Prevención y Seguimiento de los Feminicidios en San Luis Potosí, Ramón Ortiz García y quien durante varios años fue el presidente de Enfoque de Igualdad A. C., asociación orientada a brindar capacitación a favor de los derechos de las mujeres y las nuevas masculinidades.

Recientemente, la denuncia de Diana fue ratificada ante el Ministerio Público quedando asentada bajo la averiguación 369/2013 en la Sub Procuraduría Especializada para la Atención de Delitos Sexuales, Contra la Familia y Derechos Humanos, de la Procuraduría General de Justicia de San Luis Potosí.

En ese sentido, las organizaciones firmantes denunciamos la violencia institucional ejercida por las autoridades en el proceso iniciado por Diana en búsqueda de justicia y exigimos a las autoridades competentes, agilicen debidamente el proceso contra Ramón Ortiz García, para que Diana acceda a la justicia y sea haga el resarcimiento del daño provocado.

De igual manera, las organizaciones defensoras de los derechos humanos que acompañamos la exigencia de Diana, exigimos al Comité para la Prevención y Seguimiento de los Feminicidios en San Luis Potosí su inmediata separación del cargo para enfrentar debidamente el proceso que se le imputa.

Las y los defensores de derechos humanos que nos unimos a la exigencia de Diana, manifestamos nuestra profunda indignación por el abuso cometido por un falso líder y simulador del interés de los derechos de las mujeres. Ante ello, exigimos el compromiso de las diferentes instancias y organizaciones a favor de las mujeres, para que se sumen a la Campaña #JusticiaparaDiana y revisen el actuar de Enfoque de Igualdad A.C. en los diversos proyectos que ha realizado con instituciones públicas, a fin de garantizar verdaderamente la integralidad y protección de las mujeres en el estado.

Exigimos a la Comisión Estatal de Derechos Humanos de San Luis Potosí retome el caso y apoye a Diana, evitando actuar a favor de Ramón Ortiz y su familia. Solicitamos a la Procuraduría General de Justicia investigue a las instituciones involucradas que retrasaron, desatendieron, revictimizaron y provocaron violencia contra Diana. Todo ello bajo los más altos estándares internacionales a favor de los derechos de las mujeres como lo son la Convención sobre la Eliminación de Todas las Formas de Discriminación contra la Mujer (CEDAW) y la Convención Belém Do Pará.

Denunciar el hecho es una situación difícil para Diana, quien sin duda se enfrenta a las ya buenas relaciones del ex presidente de Enfoque de Igualdad, A. C. con instituciones gubernamentales que estaban ávidos de tener proyectos o programas de capacitación sobre perspectiva de género y lenguaje incluyente, por ser una exigencia de los acuerdos y protocolos nacionales e internacionales, lo que a dos años de ocurridos los hechos, ha provocado un notorio desgaste emocional de Diana, sin embargo, junto con las organizaciones que la acompañamos hemos decidido continuar la denuncia hasta obtener justicia para que los derechos de las mujeres sean garantizados a cabalidad .