Aumenta abuso de autoridades contra menores indocumentados en EU

ONG´s reportaron que al menos 100 niños entre 2 y 18 años han sufrido de algún tipo de maltrato al interior de las celdas de detención.

San Diego

Menores de edad que han llegado solos a la frontera y son arrestados por autoridades norteamericanas han sido víctimas de abusos y maltrato al interior de las celdas de detención, así acusó una coalición de derechos humanos.

El grupo encabezado por la Unión Americana de Libertades Civiles (ACLU) interpuso una queja formal en contra de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP), tras recibir el reporte de al menos 100 niños entre los dos  y 18 años de edad, cuyos derechos no han sido respetados.

Menores que han sido detenidos por Patrulla Fronteriza, principalmente en Arizona y Texas, han denunciado abuso físico, verbal y sexual, además que han sido encarcelados en espacios reducidos, donde carecen de cama, comida o agua, mencionó Anna Castro, vocera de ACLU.

Dijo que a mayoría de ellos llegan a Estados Unidos huyendo de la violencia que aqueja sus países de origen, y tras ser detenidos y llevados a estaciones de la Patrulla Fronteriza, son sometidos a maltratos por parte de oficiales.

“El primer encuentro que tienen con alguien en Estados Unidos es uno que causa más trauma. No les dan acceso a ayuda médica, a abogados, ni acceso a comida o cosas básicas como un lugar donde dormir y no tengan miedo”, dijo Castro

La activista indicó que con esta queja, se busca que CBP tome acción inmediata ante un problema que si bien no es nuevo, ha ido en aumento en los últimos meses.

Se estima que en lo que va del año fiscal, cerca de 48 mil menores de edad que viajan solos, han sido arrestados en la frontera entre México y Estados Unidos, un aumento del 92 por ciento en comparación al año anterior.

“Esto es algo que ha sido documentado y reportado por años pero no ha habido ninguna reforma, no ha habido alguna oportunidad de ver a alguien que esté tomando responsabilidad para cambiar esto”, informó la vocera de ACLU.

Asimismo, denunció que estos menores de edad, que provienen de México y Centroamérica, sean “tratados como criminales”, cuando su única ofensa ha sido cruzar la frontera en busca de mejores oportunidades.

Christian Ramírez, director de la Coalición de Comunidades de la Frontera Sur, recalcó que esta problemática requiere atención inmediata de las autoridades.

“No tienen la infraestructura necesaria para responder a una crisis humanitaria y esto nos tiene bastante preocupados y consternados, qué está pasando con estos menores, queremos saber si se les está dando atención psicológica y médica necesaria”, finalizó Anna Castro.

El aumento de menores de edad en la frontera ha derivado en sobrecupo en celdas de detención de la Patrulla Fronteriza, inclusive, desde hace unos días circulan una fotografías en redes sociales donde se ve que niños son colocados en espacios reducidos, a veces junto adultos.

La coalición de grupos defensores de derechos humanos exige en la queja administrativa, que la autoridad federal busque soluciones ante esta problemática, que aumenta cada mes.

Recientemente, el presidente de los Estados Unidos, Barack Obama reconoció la gravedad de la situación y se comprometió a analizar estrategias que brinden una solución, entre ellas, el abrir albergues temporada para lidiar con la alta demanda de menores de edad.