Vandalizan en Oaxaca Instituto de Educación

Exigen la entrega de 750 plazas para maestros; el gobernador Gabino Cué ordena una investigación a partir de fotos y videos.
Alumnos encapuchados entran a la sede del instituto.
Alumnos encapuchados entran a la sede del instituto. (Óscar Rodríguez)

Oaxaca

Estudiantes de las 11 normales de Oaxaca ingresaron de manera violenta a la sede del Instituto Estatal de Educación Pública (IEEPO) para exigir la entrega de 750 plazas de maestros.

Los normalistas iban encapuchados y desalojaron al personal de ese inmueble, donde rompieron ventanales y destruyeron papelería oficial. También quemaron llantas en los techos del edificio y realizaron pintas y actos vandálicos contra algunos vehículos de empleados de esa dependencia.

Para evitar ser identificados, arrojaron a fotógrafos y reporteros el hidrante de los extintores.

El gobernador Gabino Cué dijo que se realizará una indagatoria para deslindar responsabilidades e identificar a los autores materiales de estos hechos a partir de imágenes fotográficas y material fílmico disponible.

Calificó de inaceptable la actuación de los estudiantes, toda vez que ha mantenido su disposición al diálogo con los normalistas. “No será a través de hechos violentos como se alcancen los acuerdos”, dijo.

En tanto, los inconformes mantienen retenidos 14 autobuses y camionetas en una sede de la escuela normal.

El director general del IEEPO, Manuel Antonio Iturribarría Bolaños, precisó que no hubo empleados o funcionarios lesionados, pues se logró desalojar a todo el personal.

Cuando se supo que los inconformes iban incendiar la sede, dijo, se solicitó la presencia de la fuerza pública, por lo que acudieron elementos del cuerpo antimotines.

Aclaró que los normalistas no han aceptado dialogar con las autoridades educativas para resolver su exigencia de plazas de maestros en escuelas públicas de la entidad y por ello han incurrido en actos violentos.

En tanto, la vocera de los estudiantes, Miriam Martínez, aceptó que hay acercamientos con el gobierno de Gabino Cué, pero todavía no existen respuestas concretas a sus demandas.

Sobre la asignación de plazas, puntualizó que están de acuerdo con presentar un examen; sin embargo, comentó que la evaluación debe tomar en cuenta las condiciones de la entidad y no hacerlo como plantea la reforma educativa federal.

Martínez negó también que el movimiento de los normalistas sea financiado por algún partido u organización social.

INDAGATORIA EN CURSO

El gobernador Gabino Cué insistió en realizar una indagatoria sobre el caso y castigar a los autores del vandalismo.

Luego de inaugurar un albergue infantil en Talhuitoltepec, dijo que no existe razón para generar violencia, sobre todo cuando “hay un gobierno democrático que sabe escuchar y atender las demandas de la población.

“En ningún momento vamos a ceder a la presión que violente las nuevas disposiciones en materia educativa; no hay razón para que los normalistas utilicen la violencia para lograr sus propósitos, menos si aspiran a ejercer la docencia y ser ejemplo para la niñez oaxaqueña”, aseveró.

Recordó que el pasado 10 de marzo suscribió un convenio con integrantes de la sección 22 de la CNTE para perfilar la nueva ley de educación estatal, en la que se reconozcan las particularidades del estado.

En tanto, el procurador de Justicia estatal, Héctor Joaquín Carrillo, informó que a la sede del IEEPO llegó un grupo de peritos y agentes de investigación para iniciar las indagatorias, a fin de detener a los responsables.

“Tenemos la instrucción del gobernador Gabino Cué de investigar a fondo el caso para castigar con todo el peso de la ley a los implicados, sean quienes sean, porque no habrá impunidad”, advirtió el titular del MP estatal.

:CLAVES

REGRESO A CLASES

Luego de 48 horas de paro de maestros, este jueves regresaron a clase un millón y medio de alumnos que acuden a 13 mil centros escolares de Oaxaca

Esta semana 74 mil profesores de la sección 22 de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) pararon labores en protesta contra la reforma educativa.

Los inconformes exigen armonizar el plan de trasformación de la educación de Oaxaca con las leyes estatales en la materia, es decir, que rechazan la homologación de las leyes con la reforma educativa federal.