Ssa permitirá usar morfina en enfermos terminales

Los medicamentos controlados podrán ser usados en enfermedades crónicas como cáncer, diabetes, problemas neuronales y físicos.
Se tiene al cáncer cervicouteriono y de mama como principales problemas.
Archivo (Archivo)

Ciudad de México

La Secretaría de Salud dará acceso a medicamentos controlados como la morfina a pacientes en etapa terminal y que sufren de extremo dolor por cursar enfermedades crónicas como cáncer, diabetes, problemas neuronales, físicos, informó el Comisionado Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios, Mikel Arriola.

Arriola explicó que “se ha tomado la decisión de digitalizar los recetarios especiales y los libros de control que emite la autoridad sanitaria para la dispensación y venta de medicamentos controlados”.

“Por la vía electrónica vamos a tener una mejor trazabilidad de los fármacos que se recetan y de los médicos que los prescriben.

“Al poner en línea los recetarios y los libros de control se facilitará el acceso de los pacientes con enfermedades terminales, como cáncer, a medicamentos que alivian el dolor”, dijo.

Este plan, dijo, se inscribe en el marco de la política digital integral en el sector salud que anunció el Gobierno de la República, para aprovechar las oportunidades que brindan las tecnologías de la información y comunicación y aumentar la cobertura, el acceso efectivo y la calidad de los servicios públicos de salud.

 En México más de 26 millones de adultos entre 20 y 64 años presentan dolor de espalda, más de 25 millones padece migraña, además de que se estima que 50 por ciento de los diabéticos, casi 11 millones,  sufre de dólares ligados a la enfermedad. De los 225 mil nuevos casos de cáncer, el 85 por ciento se presenta en etapas avanzadas y con dolor.

El dolor crónico deviene por enfermedades como cáncer, migraña, diabetes y otras. Se considera en este tipo a aquella dolencia mayor a los tres meses, lo que genera una muy baja calidad de vida para quien lo padece. Los dolores crónicos traen consigo problemas más serios como la alteración del sueño, falta de apetito, pérdida de peso, disminución de la líbido, ansiedad y depresión.

Los seres vivos tienen detectores del dolor por todo su organismo,  captan las dolencias, llevan la señal a la médula espinal y a su vez, ésta es el conducto para que la sensación llegue al Sistema Nervioso.

 Ahí se mezcla el componente sensorial con el emocional, y se percibe el dolor. El componente sensorial es: dónde, cómo, con qué intensidad duele y cuál es la cualidad de éste. En tanto que el emocional está relacionado con experiencias previas del dolor, el estrato socioeconómico de las personas y le da el componente de desagradable.