Sedatu firma convenio con estados y municipios sobre desarrollo urbano

La Secretaría busca con dichos acuerdos evitar la expansión descontrolada y emprender en el país un modelo de desarrollo sustentable.
Archivo Milenio
(Cortesía)

Ciudad de México

A fin de emprender en todo el país un modelo de desarrollo sustentable e inteligente que evite la expansión descontrolada de las manchas urbanas la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu), impulsa la firma del convenio de coordinación de acciones en materia de desarrollo urbano con gobiernos estatales y municipales.

Al inaugurar el Encuentro Nacional de Autoridades Estatales en Materia de Desarrollo Urbano, el titular de la Sedatu, Jorge Carlos Ramírez Marín dijo que entre los principales objetivos del Gobierno de la República está el lograr una mayor y mejor coordinación institucional, por lo que resulta indispensable la alineación de los tres órdenes de gobierno (federal, estatales y municipales) para el diseño de programas y acciones en materia de tierra, financiamiento y vivienda.

Acompañado por los secretarios de Desarrollo Urbano de cada estado de la República, el secretario manifestó que para procurar una vivienda digna para todos los mexicanos y atender el rezago urbano que se registra, es importante homologar los objetivos federales con los estatales y municipales.

En ese sentido, solicitó a los representantes de cada estado contribuir en el impulso del desarrollo regional, urbano, metropolitano y de vivienda.

El titular de la Sedatu dijo que es necesario mejorar la movilidad de las ciudades mediante estrategias congruentes con el desarrollo urbano sustentable, por lo que se debe hacer uso de las tecnologías para optimizar el desplazamiento de las personas.

Ramírez Marín recordó que el Gobierno de la República emitió, a través de la Sedatu el documento base de los Programas Nacionales de Desarrollo Urbano y Vivienda con el propósito de orientar un nuevo modelo de desarrollo urbano y metropolitano que controle la expansión de la mancha urbana, así como analizar estrategias sustentables para la movilidad, la gestión del suelo y el ordenamiento territorial, entre otros.

Subrayó que la eficiente administración en todos los niveles de gobierno logrará que la coordinación interinstitucional sea cada vez mejor y contribuya a recobrar la confianza de la ciudadanía brindando resultados.

En su intervención, el subsecretario de Desarrollo Urbano y Vivienda, Alejandro Nieto Enríquez, afirmó que las acciones en materia de desarrollo territorial y urbano son corresponsables, por lo que los estados y municipios deben aliarse con la Sedatu para promover las sustentabilidad social, económica y ambiental.

Expresó que la unión de esfuerzos con los tres niveles de gobierno permitirá que la vivienda dentro de las ciudades se construya de manera ordenada y garantice a la población los servicios suficientes para tener un nivel de vida óptimo.

Informó que la Sedatu ha emprendido diversas tareas para incluir en las acciones federales las necesidades que presenta cada entidad, por lo que en los últimos meses la dependencia ha llevado a cabo foros estatales, regionales y temáticos a lo largo y ancho de la República, a fin de escuchar las demandas de la población.

Durante esta reunión, estuvo presente también el director general de Sociedad Hipotecaria Federal, Jesús Cano Vélez, quien destacó los trabajos de coordinación que harán cumplir lo establecido en el Programa Nacional de Vivienda, anunciado por el Presidente Enrique Peña Nieto al inicio de su administración.

Señaló que la SHF ha firmado 23 convenios con diversos estados de la República para brindar apoyos financieros para la autoconstrucción y mejoramiento de viviendas, ya que son estos dos puntos los principales que ocasionan rezago en la población.

Además de los secretarios estatales de Desarrollo Urbano, estuvieron presentes el vocal ejecutivo del FOVISSSTE, José Reyes Baeza, y el director general de la Comisión para la Regularización de la Tenencia de la Tierra (CORETT), Jesús Alcántara Núñez, quienes coincidieron en que la suma de esfuerzos permitirá atender los problemas de vivienda y el rezago habitacional que persiste, así como identificar las reservas territoriales y atender la irregularidad de los terrenos.