Quitan sellos de clausura en la mina de Tezoyuca

Al menos 20 de más de 50 casas presentan altos riesgos de derrumbe: Cenapred.
En el lugar se extrae tezontle.
En el lugar se extrae tezontle. (Abraham Reza)

México

A pesar de que el martes pasado la Dirección de Desarrollo Urbano del gobierno del Estado de México clausuró los trabajos de excavación y extracción de Tezoyoc SA de CV en el banco de materiales El Tezoyotzin, ayer la representante legal del empresario José René Martínez Moncallo, María Susana Rodríguez, llegó hasta el lugar y retiró los sellos para continuar con la labor de explotación.

De acuerdo con los vecinos, la abogada retiró los sellos asegurando que ellos tenían todos los permisos necesarios, “lo peor es que el presidente municipal no ha venido a hablar con nosotros; ya no sabemos qué hacer”, acusó Angélica María González, habitante del municipio de Tezoyuca.

En entrevista para MILENIO, el director general del Centro Nacional para la Prevención de Desastres (Cenapred), Carlos Valdés, informó que luego de realizar un recorrido de evaluación por el banco de materiales, pudieron percatarse que al menos 20 de las más de 50 casas que colindan con el yacimiento de tezontle presentan altos riegos de derrumbe.

“Esta es una zona de alto riesgo, pero la situación se agrava aún más debido a que estamos pasando por la temporada de lluvias. El tezontle es un material que con la acción del agua es muy propenso a deslaves, y si no se toman las medidas necesarias puede convertirse en un desastre”, explicó Valdés.

El subdirector de Dinámica de Suelos y Procesos Gravitacionales del Cenapred, Leobardo Domínguez Morales, explicó que tras esta vista que realizaron en conjunto con personal de Protección Civil del Estado de México descubrieron que no solo existen riegos por derrumbe en las casas, sino que además hay otros problemas relacionados con los camiones que usan para trasportar el tezontle y la falta de vallas en los límites de los taludes. 

“Sin necesidad de ser un experto, uno podría identificar fácilmente que este banco de materiales está poniendo en riesgo a toda la población. Los camiones que trasportan el material circulan todo el día sobre una de las calles principales de este municipio, y no obstante que hay terrenos baldíos junto al despeñadero, no hay ningún muro o valla”, detalló Domínguez Morales.

“La Dirección de Desarrollo Urbano del gobierno del Estado de México clausuró de forma temporal los trabajos de la empresa, señaló que la suspensión se debe a la sobreexplotación, a la adquisición ilegal de terrenos y la afectación que ha causado en las casas aledañas”, señaló el funcionario.