Quien suspendió el diálogo fue el secretario de la CETEG

Antonia Morales, integrante de la comisión Política de la coordinadora dijo que Ramos Reyes Guerrero fue corresponsable del desalojo registrado el 24 de febrero. 

Chilpancingo

La integrante de la Comisión Política de la CETEG en la región Centro, Antonia Morales, sostuvo que quien suspendió la mesa de trabajo con el subsecretario de Gobernación federal, Luis Enrique Miranda fue el secretario general del magisterio disidente Ramos Reyes Guerrero, por lo que él fue corresponsable del desalojo registrado el 24 de febrero.

El 25, en un bloqueo realizado en la salida sur de Chilpancingo, dirigentes de las regiones Montaña y Costa Chica denunciaron que la profesora Antonia Morales, junto con otros líderes de la Costa Grande y el puerto de Acapulco supieron que el subsecretario Miranda Nava no estaría en el puerto de Acapulco, sin embargo no bajaron la información a las bases y prolongaron el cierre del boulevard de las naciones.

Ese ocultamiento de la información, de acuerdo a los profesores leales al secretario general de la CETEG, Ramos Reyes fue para generar descrédito y apoderarse de la dirigencia del magisterio.

Este viernes, Antonia Morales indicó que las situaciones internas van a discutirse en los órganos deliberativos que tiene la coordinadora.

Sin embargo apuntó: "Eso que dicen es mentira, en ningún momento nosotros tuvimos esa información de que el subsecretario Miranda Nava no estaría en la reunión, lo que ocurrió fue que a mi me llamaron a las 22:00 horas del 23 para decirme de la cancelación y yo les dije que no era la persona indicada; por eso les di el número del compañero Walter Emmanuel, que es el indicado de la interlocución y que era con él con quien debían cancelar".

Precisó que la CETEG nunca ha cancelado una reunión ya programada, menos si se trata de una orden del Estado.

Por esa razón se desmarcó de las acusaciones dirigidas en su contra, en cambio, refirió que fue Ramos Reyes Guerrero quien le pidió que no acudiera, lo que el funcionario aceptó.

Negó que haya un proceso de división al seno de la CETEG, pese a que el jueves marchó solamente la Montaña y el viernes lo hizo la región Centro por su cuenta.

Lo que ocurrirá, de acuerdo a la dirigente es que habrá una discusión en los órganos internos de la CETEG, para salvar cualquier diferencia y evitar que la ruptura avance.