Puebla rinde homenaje a Rafael Moreno Valle

El general fue un hombre que logró su misión, hacer de la lealtad y patriotismo su razón de vida, dijo Melquiades Morales.
Melquiades Morales Flores destacó que el ex mandatario de Puebla deja un gran legado.
Melquiades Morales Flores destacó que el ex mandatario de Puebla deja un gran legado. (Twitter)

Puebla

El gobernador Rafael Moreno Valle, acompañado por su esposa Martha Erika Alonso de Moreno Valle y sus papás Rafael Moreno Valle Suárez y Gabriela Rosas, encabezó el homenaje al Doctor y General Rafael Moreno Valle.

En el Centro Integral de Servicios, el Orador Melquiades Morales Flores destacó que el ex mandatario de Puebla, deja un gran legado por ser un hombre que logró su misión, hacer de la lealtad y patriotismo su razón de vida.

Dijo que como senador de la República y gobernador de Puebla se desempeñó con eficacia y honestidad: "Don Rafael gobernó nuestro estado con austeridad y excepcional entrega".

Señaló que alcanzó logros históricos y sin precedente para la entidad, al tener como lema que la política es el arte de servir a los demás con desinterés, con lealtad a las causas de la ciudadanía y de los que menos tienen.

Por lo anterior, enfatizó que el recuerdo de quien fuera también un eminente ortopedista, egresado de la Escuela Médico Militar, perdurará  para siempre, y sus enseñanzas se transmitirán a las nuevas generaciones: "Las huellas imborrables de un poblano ejemplar quedarán en la memoria colectiva".

También rindieron homenaje al general Rafael Moreno Valle, el ex gobernador Mariano Piña Olaya; el presidente del Tribunal Superior de Justicia, Roberto Flores Toledano; el presidente de la Junta de Gobierno y Coordinación Política en el Congreso del Estado, Jorge Aguilar Chedraui; el alcalde de la capital, Antonio Gali Fayad; y el comandante de la 25 Zona Militar, Marco Guerrero Corona.

Posteriormente, familiares y amigos se trasladaron a la Iglesia del Cielo, donde se realizó la ceremonia religiosa.

Finalmente sus cenizas se depositaron en el Panteón Francés, en la capital del Estado y en la parroquia de Santa María de la Natividad en el municipio de Atlixco, su ciudad natal.