Desalojan a paristas del Poder Judicial en Acapulco

Los burócratas que mantenían en su poder las instalaciones del Tribunal Superior de Justicia fueron sorprendidos por elementos de la Policía Estatal, quienes llegaron a sacarlos del lugar.

Acapulco

Agentes de la Policía Estatal desalojaron a los empleados del Poder Judicial en Acapulco, quienes mantenían tomadas las instalaciones desde hace 27 días en demanda de un aumento salarial.

Los hechos ocurrieron después de las 05:00 horas, cuando los agentes llegaron al edificio del Poder Judicial, ubicado en avenida Gran Vía Tropical, en el fraccionamiento Las Playas, por el rumbo de Caleta, para retirar a 14 trabajadores que hacían guardia desde hace 27 días están en paro laboral.

"¿Con qué orden vienen aquí, quién es su mando?", cuestionó uno de los empleados a uno de los policías antimotines. 

"Somos trabajadores, pedimos lo justo, no somos delincuentes", gritaba Josefina Suástegui Herrera, una de las manifestantes.

Un video filmado por uno de los trabajadores se escucha y se ve cómo los agentes de la Policía Estatal con casco, toletes y escudos irrumpieron en el edificio y tomaron control del acceso principal.

No obstante que fueron desalojados, los empleados permanecen afuera de las instalaciones. La trabajadora del Poder Judicial, Suástegui Herrera acusó que los agentes ingresaron a las oficinas y provocaron daños en el interior al romper puertas y cristales.

También acusó que los agentes policiacos retuvieron a su hija de 14 años de edad, quien dormía al interior de una camioneta que estaba dentro del estacionamiento del inmueble.

"Por más de media hora secuestraron a mi hija, una menor de edad, porque eso fue un secuestro. Ella quedó atemorizada, llorando y no se vale que estos policías vengan sin orden a amedrentar y golpearnos para desalojarnos", reprochó.

Los empleados responsabilizaron al gobernador Rogelio Ortega Martínez por los daños causados a vehículos, oficinas y a los empleados golpeados, así como de la pérdida de documentos.

Durante el desalojo no hubo personas detenidas, de acuerdo con el parte policial.

Los más de mil 800 empleados del Poder Judicial exigen un aumento salarial del 35 por ciento, respeto a la carrera judicial, y seguridad social, entre otros.