Detallan el plan para reactivar BCS; marcha sobre cuatro ejes

El plan prevé el financiamiento de créditos de hasta 500 millones de pesos para grandes empresas.
Conferencia de prensa sobre el plan de reactivación en BCS.
Conferencia de prensa sobre el plan de reactivación en BCS. (@David_Korenfeld)

México

Los secretarios de Economía, Ildefonso Guajardo, y de Turismo, Claudia Ruiz Massieu, presentaron el Plan de Reactivación Económica para Baja California Sur que hoy se pondrá en marcha sobre cuatro ejes fundamentales para restablecer la normalidad del abasto y comercio de víveres, así como de la actividad turística, tras el paso del huracán Odila.

El plan prevé, entre otras acciones, el financiamiento de créditos de hasta 500 millones de pesos para grandes empresas; de hasta 2 millones, para pequeñas y medianas empresas, y apoyos de hasta 15 mil pesos “a fondo perdido” para el apoyo a microempresarios.

Los otros ejes de la estrategia corresponden a la normalización de los servicios y el comercio, con la reapertura paulatina de tiendas de autoservicio y cajeros automáticos; la deducción fiscal al ciento por ciento para las inversiones de reposición y el arribo masivo de ajustadores de seguros para agilizar el pago de primas tras la devastación, principalmente en San José del Cabo y Cabo San Lucas.

Acompañados por Enrique Ochoa, director de la CFE, y David Korenfeld, titular de Conagua, los secretarios Guajardo y Ruiz Massieu hicieron un balance de la situación en Baja California Sur y subrayaron que la infraestructura hotelera no sufrió daños estructurales.

Ruiz Massieu remarcó, incluso, que 2 mil habitaciones de 20 hoteles en Los Cabos están listas para recibir a los visitantes, mientras el resto estará en condiciones de operar normalmente para la temporada de invierno.

“La evaluación realizada permite determinar que la infraestructura turística no sufrió daños estructurales de fondo: los daños presentados fueron en cancelería, vidrios, mobiliario, jardinería, equipamiento y estructuras superpuestas. Esto ha permitido que hasta el momento se tengan 2 mil 78 cuartos en operación, listos para atender turistas”, dijo.

En su turno, Ochoa reconoció que el huracán Odila provocó el mayor daño de la historia a la infraestructura eléctrica, con afectaciones a 3 mil postes y 530 estructuras de transmisión, dejando sin energía por varias horas a 95 por ciento de los usuarios en la península.

“De hecho es el mayor daño que se ha registrado en la historia de la CFE a la infraestructura de distribución y de transmisión”, dijo.

Subrayó, sin embargo, que el organismo a su cargo envió ya a 2 mil 835 trabajadores, 208 plantas de emergencia y mil 200 vehículos a Baja California.