Piden a partidos en Morelos denunciar amenazas para actuar

El PAN estatal denunció que 26 de sus aspirantes a alcaldes fueron amenazados para no participar en el proceso o para “sentarse” a pactar un acuerdo para cuando lleguen a las representaciones de ...

Cuernavaca

La Comisión Estatal de Seguridad (CES) y la Fiscalía General del estado (FGE), llamaron a los partidos políticos a denunciar las intimidaciones o amenazas de muerte que han recibido aspirantes a diversos puestos de elección popular, y que –según los organismos-- pondrían en riesgo las elecciones de junio próximo.

Luego de que los Partido Acción Nacional (PAN) y del Trabajo (PT), denunciaron que los municipios del surponiente del estado de Morelos, son de las zonas de mayor riesgo para sus militantes y eventuales candidatos a presidentes municipales y diputados, las autoridades aseguraron que ninguno de los dos institutos les han hecho patente sus temores, y mucho menos les han hecho llegar denuncias específicas.

Los señalamientos de estos riesgos fueron más asertivos por parte de la dirigencia del PAN, cuyo presidente, Oscar Velasco Cervantes y su secretario general, Liborio Román Cruz Mejía, revelaron que 26 de sus aspirantes a presidentes municipales habían sido amagados para no participar en el proceso o para "sentarse" de una vez para pactar los términos de un acuerdo para cuando lleguen a las representaciones de gobierno.

Albero Capella Ibarra, titular de la CES, reiteró que si estos partidos políticos tienen conocimiento o denuncias por hechos ilícitos cualesquiera, pero también por agresiones directas contra sus militantes y aspirantes, deben hacerlas públicas, de otra manera no se puede actuar.

"Necesitamos denuncias", expresó el jefe policiaco al ponderar que si no existen señalamientos, datos o la misma denuncia, las autoridades no pueden actuar contra nadie, y menos iniciar una indagatoria.

"Queremos comicios en paz, pero necesitamos saber qué está pasando para actuar", reafirmó.

Por su parte, el Fiscal General, Rodrigo Dorantes, aseguró que en la dependencia que encabeza no existen denuncias formales para perseguir ninguno de los delitos que afirman los partidos políticos.

"Somos una dependencia de buena fe", pero es necesario que existan denuncias concretas para perseguir los delitos, acotó.