Pide licencia regidora de Comitán Chiapas tras captura de sus hermanos

Se les acusa de secuestro y homicidio. Marina García García, precisó que se mantendrá alejada del cargo hasta que se esclarezca el caso y se haga justicia hasta sus últimas consecuencias.   

Chiapas

Marina García García, regidora por el Partido Verde Ecologista de México del municipio de Comitán de Domínguez, solicitó licencia por tiempo indefinido tras la detención de dos de sus hermanos junto con otros tres sujetos por el delito de secuestro y muerte de una menor de cinco años.

A través de un mensaje dirigido a la opinión pública, García precisó que se mantendrá alejada del cargo hasta que las autoridades correspondientes esclarezcan el caso y se haga justicia hasta sus últimas consecuencias.

La política comiteca se deslindó de haber participado o cometido cualquier hecho delictivo, pronunciándose a favor de los familiares de la víctima.

Sin reconocer o desmentir la presunta participación de sus hermanos, pidió todo el peso de la ley en contra de los culpables.

Los hechos

Fuentes oficiales confirmaron que un grupo de sujetos secuestraron a la menor el 11 de diciembre de 2015 en un jardín de niños de la comunidad Chacaljocom, municipio de Comitán, exigieron como pago del rescate ocho millones 500 mil pesos.

Los delincuentes pidieron a los padres de la niña que no dieran aviso a la policía o la asesinarían. Sin embargo, aunque se cumplió con la entrega del dinero, la menor no fue entregada a sus familiares.

Durante las investigaciones se localizó una camioneta Ford Explorer sin matrícula de circulación y con vidrios polarizados, dando pistas para ubicar a los responsables.

La madrugada del 24 de diciembre agentes de la Procuraduría chiapaneca detuvieron a cinco sujetos.

Dos de los presuntos secuestradores fueron identificados como hermanos de la regidora Marina García: Bricio y José Lubín García García.

Los otros tres fueron identificados como Kevin Omar Aguilar Ramírez, Luis Gerardo Abarca García y Gilberto García Aguilar, todos originarios de Comitán.

Una vez en manos de la justicia y al continuar con las pesquizas se localizó el cadáver de la menor abandonado en una cueva.

Según la Procuraduría estatal, los sujetos, que presuntamente forman parte de una peligrosa banda de secuestradores de la región, podrían recibir el auto de formal prisión en las próximas horas.