Preparan silla para Francisco en Ciudad Juárez

Elaborada con pino de la Sierra de Chihuahua, tiene un peso de 40 kilos, lleva el escudo papal y está pintada de blanco. A la silla principal, le acompañan 11 asientos más.

Chihuahua

Dos carpinteros y un labrador de Ciudad Juárez, trabajan desde hace un mes en la silla de madera que utilizará el papa Francisco durante la Santa Misa, que oficiará  el próximo 17 de febrero en el parque fronterizo de El Chamizal.

A la vista de muchos es una silla sencilla, muy al estilo Francisco. Con un peso aproximado de 40 kilogramos y un metro 80 centímetros de altura, la sede papal está elaborada con pino de la Sierra de Chihuahua, está pintada de blanco viejo y en el respaldo se encuentra el escudo papal.

Don Ángel Rodríguez, maestro carpintero desde hace 59 años y propietario de Muebles Coloniales, asegura esta es su más grande obra a la cual le pone todo su corazón.

“No es una silla muy elegante. No es Luis XV, está hecha aquí con madera de Chihuahua. Ojalá le guste no solamente al papa sino a las personas encargadas que nos encomendaron el trabajo. Me emociono porque es la primera vez que lo voy a ver”, cuenta.

Juan Ozuna, carpintero ebanista, también confecciona 11 asientos más, de los cuales siete serán utilizados por los obispos, diáconos y ceremonieros que acompañarán al papa Francisco.

Asimismo, realiza otras cuatro sillas más simples que serán utilizadas por el sumo pontífice en los diferentes eventos que tendrá en distintos puntos de la ciudad fronteriza, como el encuentro que tendrá con 700 internos del Centro de Readaptación Social número 3, en el Aeropuerto de Ciudad Juárez y en el Colegio de Bachilleres.

La fabricación comenzó en enero, con los dibujos,  trazos y dimensiones a manos del labrador de madera, Víctor Alfonso Dávila,  quien talló a mano cada detalle del escudo con el lema Miserando Atque Eligendo (Lo miró con misericordia y lo eligió) que después los carpinteros ensamblaron en la silla.

Aunque Juan no es católico, elaborar la sede papal significa un gran logro en su carrera de 27 años como carpintero. “Para mí es un gozo (…) Estoy muy contento, independiente del personaje que significa,  porque mi trabajo se va a ver en muchas partes y eso a mí me llena de orgullo”.

Una vez culminada la visita del papa Francisco, se espera que la Diócesis de Ciudad Juárez, ponga en exhibición todos los objetos que el papa utilizará en su visita a la frontera.