PGJEH solicita desafuero del alcalde de Tepehuacán de Guerrero

Hilario Mendoza golpeó a su esposa Virginia Ortiz Monroy. Podría alcanzar una pena de hasta 10 años de prisión.
El procurador de Hidalgo ofreció una conferencia de prensa sobre el tema.
El procurador de Hidalgo ofreció una conferencia de prensa sobre el tema. (Twitter)

Hidalgo

La Procuraduría General de Justicia del Estado de Hidalgo solicitó al Congreso local el desafuero del presidente municipal de Tepehuacán de Guerrero, Hilario Mendoza por presuntamente golpear a su esposa.

En conferencia de prensa, el procurador, Alejandro Straffon dio a conocer que también se emitió una orden de restricción para proteger a la señora Virginia Ortiz Monroy a fin de evitar sea agredida por su pareja.

“Hilario Mendoza podría alcanzar una pena de cárcel hasta por 10 años debido a la lesiones que le ocasionó a su esposa”, señaló.

Como se recordará el pasado 23 de diciembre, la Procuraduría General de Justicia del Estado de Hidalgo inició la averiguación previa DAP/540/2013 por el delito de lesiones en contra del presidente municipal de Tepehuacán de Guerrero, Hilario Mendoza Benítez, luego de que golpeó a su esposa María Virginia Ortiz Monroy quien ingresó al hospital por lesiones en la mandíbula.

Autoridades estatales informaron que hasta el momento sólo se ha iniciado la averiguación previa por los hechos ocurridos el pasado 18 de diciembre debido a que la presidenta del DIF municipal fue intervenida quirúrgicamente por la fractura de maxilar generada por los golpes recibidos.

Los primeros reportes sostuvieron que  María Virginia Ortiz Monroy fue lesionada a golpe limpio, aunque dictámenes periciales y la declaración de la víctima determinarán exactamente cómo y por qué sucedieron los hechos.

Ante el pleno de la cámara de diputados hidalguense, la presidenta de la Comisión de Equidad de Género solicitó a los legisladores iniciar un juicio de desafuero con la finalidad de que el munícipe sea juzgado como cualquier ciudadano hidalguense, bajo todas las normas penales que deberán aplicarse al iniciarse una averiguación previa y en caso de ser hallado culpable hacer valer la ley de violencia en contra de las mujeres.