En Oaxaca no hay donde reubicar a familias de zonas de alto riesgo

El coordinador de Protección Civil del estado, Felipe Reyna, reconoció que el 65 por ciento de las comunidades rurales están ubicadas en laderas o pendientes de cerros.

Oaxaca

La Coordinación de Protección Civil de Oaxaca acusó a las autoridades municipales de negarse a ofrecer o habilitar terrenos donde reubicar a núcleos poblaciones asentado en zona de riesgo.

El titular del organismo Felipe Reyna, afirmó que los pocos sitios o espacios que existen para reubicar a pobladores cuyas viviendas están localizadas en zona de peligro son utilizados por los ayuntamientos para construir o jaripeos o canchas de futbol o basquetbol.

El funcionario estatal aceptó que en Oaxaca el 65 por ciento de las 14 mil comunidades rurales diseminadas en los 570 municipios están ubicadas en laderas o pendientes de cerros y representan un riesgo latente, pero lamentable no hay donde reubicarlos porque no hay terrenos habilitados.

Aseguró además de los habitantes en estos sitios se han acostumbrado a vivir en riesgo y no conciben la reubicación.

Dejó claro que se ha buscado un plan de reubicación con los pueblos y municipios donde hay el mayor número de habitantes con viviendas localizadas en zona de riesgo pero no existen los terrenos donde hacerlo y los pocos que quedan se utilizan para canchas de futbol o basquetbol.

Afirmó que más de la mitad de la población en Oaxaca tiene ubicada su vivienda en zona de riesgo.

Ante el titular de la CEPO aceptó también que hay muy pocos municipios con atlas de riesgo elaborados, dijo que los reglamentados "no pasan 35 de los 570 ayuntamientos constituidos.

Además puntualizo que algunos de los atlas de riesgo vigentes están caducos, porque fueron elaborados haces tres años y no se han actualizado a las nuevas condiciones de vulnerabilidad generado por los fenómenos naturales", precisó.

Por ello, dijo, se trabaja para generar una cultura de protección civil en los municipios que los obligue hacer conciencia sobre los riesgos y la necesidad de tener atlas de riesgo sobre sitios de alto peligro por desastres naturales y sitios de reubicación de damnificados.

Además de marcar y normas lineamientos para no construir nada en zona de riesgo.