Investigará procuraduría de Oaxaca a 500 funcionarios municipales

La Auditoría Superior del Estado turnó a la PGJE los expedientes de al menos 500 funcionarios municipales, entre alcaldes y regidores, por supuestas irregularidades en el gasto públicos.

Oaxaca

La Auditoría Superior del Estado (ASE) turnó a la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) de Oaxaca  los expedientes de al menos 500 funcionarios municipales, entre alcaldes y regidores, para que investigue irregularidades en el manejo del gasto público.

El titular de la Auditoría,  Carlos Altamirano Toledo, dio a conocer que la mayoría de los implicados o no entregaron información oportuna del manejo del presupuesto o lo omitieron.

Detalló que en esta lista de funcionarios municipales hay unos 300 que dejaron su cargo sin dejar papel algunos del gasto realizado en los tres años de su gestión.

-¿Qué tipo de delitos se pueden configurar contra los implicados?

-Hay varios procesos, desde peculado hasta otros por uso arbitrario del gasto, pero eso ya le corresponderá a la Procuraduría General de Justicia, establecer la responsabilidad de cada uno de los señalados. Nosotros ya cumplimos con dar vista al Ministerio Público, no somos policías, ni jueces.

- ¿Mediante estos procesos cuánto dinero han logrado resarcir a las arcas municipales?

-Hemos logrado resarcir nosotros a través de auditorías, cerca de mil millones de pesos y por proceso penal se espera recuperar otro mil millones de pesos.

De las últimas auditorías realizadas por el ASE, se detectó un faltante de 306 millones de pesos durante el gobierno del alcalde panista de la capital del estado, Luis Ugartechea Begue.

De acuerdo al organismo, el Ayuntamiento de Oaxaca no entregó documentos de solventación en su cuenta pública final por un monto de 306 millones 278 mil 035.68 pesos.

Se refiere la inexistencia de los soportes documentales que garanticen el uso adecuado del gasto, particularmente en el pago de obras, proveedores y servicios.