Pide Aguirre investigar a todos los alcaldes de Guerrero

El gobernador Ángel Aguirre dijo que pedirá al Congreso del estado formar un consejo municipal para que el nuevo alcalde de Iguala salga de la sociedad civil y no de un partido político.
Las fuerzas federales se encuentran en Iguala resguardando la seguridad de la población.
Las fuerzas federales se encuentran en Iguala resguardando la seguridad de la población. (Cuartoscuro)

Ciudad de México

El gobernador de Guerrero, Ángel Aguirre, informó que solicitará al gobierno federal investigar a los 81 presidentes municipales del estado.

Adelantó que hoy se reunirá con el presidente nacional del PRD, Carlos Navarrete, para dar un pronunciamiento conjunto respecto a lo ocurrido en Iguala, donde el viernes 26 de septiembre murieron tres normalistas de Ayotzinapa, presuntamente a manos de policías municipales, y desaparecieron 43 estudiantes.

Ángel Aguirre dijo que solicitará una reunión con el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, para presentarle un diagnóstico de los municipios y policías de los que se sospecha puedan tener vínculos con el crimen organizado.

"De aquí de Chilpancingo vamos a mandar un mensaje a la Secretaría de Gobernación para que en días próximos nos puedan recibir para presentarles este diagnóstico de los municipios, alcaldes y policías que nos preocupa", dijo en entrevista radiofónica con Adela Micha en Grupo Imagen.

"Sabemos de la infiltración de la delincuencia en varios municipios del estado", admitió, por lo que unos de los pronunciamientos que darán a conocer hoy es la solicitud de que se investigue a los 81 alcaldes del estado "más allá de cualquiera que sea su filiación política".

"Hoy me reuniré con la dirigencia de mi partido, con el compañero Carlos Navarrete. Haremos un diagnóstico muy puntual, muy preciso sobre el desempeño de la autoridad municipal y obviamente su correspondiente policía.

"Desde ahora estamos exigiendo que con el apoyo del gobierno federal, en aquellos casos donde se acredite que hay policías que como en el caso de Iguala, podamos actuar pronto y de manera resuelta", señaló.

El gobernador indicó que estas acciones buscan evitar que se repitan casos como los de Iguala.

Adelantó que pedirá al Congreso del estado formar un consejo municipal para que el nuevo alcalde de Iguala salga de la sociedad civil y no de un partido político.

"Vamos a proponer que se involucre más a la sociedad en la toma de decisiones, una de estas (acciones) está orientada a la ciudad de Iguala donde estamos proponiendo, lo haré yo hoy en el Congreso del estado, formar un consejo municipal, esto para que el nuevo alcalde de Iguala sea alguien de la sociedad civil".

Sobre la llegada de los 350 elementos de la Gendarmería Nacional a Iguala, el perredista aseguró que se necesitan cubrir el territorio donde hay presencia de la delincuencia organizada.

"Cuando hablábamos del número de elementos le dije a Monte Alejandro Rubido (comisionado Nacional de Seguridad), '¿solo va ser ese número de elementos que nos vas a enviar?', el tema no es que queramos que nos arreglen todo, si no que tenemos que cubrir esos espacios donde la presencia de la delincuencia está totalmente acreditada", dijo.

Aguirre insistió en que su gobierno ya había notificado de los nexos de varios presidentes municipales con la delincuencia y que había invitado a los dirigentes de todos los partidos políticos para hacer una limpieza de sus filas.

"Hay una instancia la que concurrimos todas las área federales y estatales en materia de seguridad pública, ahí se debaten todos los temas en esta materia, este asunto lo pusimos sobre la mesa no una, sino muchísimas veces. Dijimos que era importante la participación de la PGR a través de la SEIDO que se encarga de este tipo de casos, nosotros lo pusimos, lo dijimos, lo señalamos. En una de estas tantas reuniones me permití invitar a dirigentes de partidos para que se comprometieran a la autoridad para que se hiciera una limpieza de algunos alcaldes que pudieran tener nexos, entre ellos el de Iguala, y hay muchos más", comentó.

Respecto a su renuncia, agregó que ya dio su postura ayer y afirmó que su relación directa con los normalistas se vio dañada desde el enfrentamiento entre la policía estatal y los estudiantes de Ayotzinapa el 12 de diciembre de 2012 en el cual murieron dos normalistas.

"Yo ya dejé muy clara mi postura, me someto, lo dije ayer, no estamos aferrados a toda costa y a lo que sea, no. Desde el momento que acontecieron los hechos actuamos con prontitud, sí no hubiera sido así, tal vez se hubieran fugado varios policías de Iguala.

"Sigue habiendo detenciones, la averiguación en ese sentido nos e ha cerrado, en este aspecto, yo lo que podría decir es que nosotros cumplimos. Vamos a seguir en el trabajo de búsqueda de los jóvene", afirmó.