Niega alcalde de Iguala haber asesinado a Arturo Hernández Cardona

Nicolás Mendoza Villa, sobrevivientes del secuestro del pasado 30 de mayo, dijo que el alcalde llegó hasta donde estaba el dirigente social y le reclamó por haber pedido el fertilizante y le disparó.

Chilpancingo

El presidente municipal de Iguala, José Luis Abarca Velázquez negó ser el autor material del asesinato del dirigente social Arturo Hernández Cardona, como lo señala en una declaración notariada Nicolás Mendoza Villa, uno de los sobrevivientes del secuestro cometido la noche del 30 de mayo en contra de ocho integrantes de la Unidad Popular (UP).

El lunes 25 de noviembre, la Red Solidaria Década contra la Impunidad ofreció una conferencia de prensa para dar a conocer el testimonio notariado de Mendoza Villa, de quien se indicó, no tiene ubicado el paradero.

Erika Zamora Pardo, integrante de la Red señaló que Mendoza declaró que el 31 de mayo, el presidente municipal llegó hasta un lugar donde Hernández Cardona permanecía en poder de un grupo de hombres armado.

El primer edil reclamó al dirigente pidiera la entrega de fertilizante, acto seguido le indicó: "Me voy a dar el gusto de matarte" y en seguida le asestó dos escopetazos, uno en la cara y otro en el pecho.

Félix Rafael Banderas Román, activista de la UP intentó escapar y fue ejecutado. De acuerdo a la declaración, el alcalde llegó acompañado de su secretario de Seguridad Pública, Felipe Flores Velázquez.

El testimonio se difundió en varios medios de comunicación del estado de Guerrero, sin embargo, al ser contactado vía telefónica el presidente municipal señaló que desconocía dicha información.

Argumentó que desde muy temprano saldría de Guerrero y por eso no tuvo tiempo para revisar los periódicos.

"La verdad yo no conozco a ese señor Nicolás Mendoza, no sé que razones tendrá para relacionarme. Yo nunca tuve ningún problema personal con el señor Arturo Hernández Cardona", anotó el alcalde.

Manifestó que él es el principal interesado en que el crimen de Cardona y sus dos compañeros de la UP se esclarezca, razón por la que incluso ya se presentó ante el Ministerio Público para aportar los datos que tiene en su poder, con la intención de colaborar con el esclarecimiento del mismo.

"Yo puse las primeras pruebas para que se llegue a la verdad, no tengo más que aportar, pero las veces que se me ha requerido he ido a declarar", insistió.

Abarca comentó que pese al impacto que generó el asesinato de los tres dirigente de la UP no ha dejado de trabajar, lo que puede constatar la población de la cabecera y comunidades.

De hecho, asumió que la sociedad está satisfecha porque nunca antes había observado tanta obra pública en un periodo muy corto de tiempo.

Y por eso refirió: "Yo no tengo nada que pelear, voy a esperar que las autoridades tengan que llegar a donde deban. El que nada debe, nada teme".