Salva Mundial a restaurantes oaxaqueños

El presidente de la Canirac en el estdo, Onésimo Bravo, dijo que las ventas en bares y restaurantes tuvieron un aumento de 110 %. 

Oaxaca

La Cámara Nacional de la Industria Restaurantera en Oaxaca reconoció que la venta de alcohol durante los juegos del mundial, salvo de la quiebra a la mayor parte de ese sector.

El líder del sector, Onésimo Bravo afirmó que las ventas en los cerca de 250 negocios de comidas y 100 bares se disparo durante los juegos del mundial, en especial cuando la selección nacional se presentó.

“Cuando jugó México llegamos a tener hasta un 90 por ciento de ocupación en nuestros restaurantes y bares y ventas de hasta el 110 por ciento de preferencia por la venta de bebidas que fueron un atractivo para que la gente se quedara a comer”.

Calculó un consumo percapita por cada comensal de 200 a 700 pesos.

Afirmó que la alza en sus ventas, sirvieron de oxigeno para rescatar la industria, que se vio muy mermada por los bloqueos y toma de carreteras y calles que realizan cotidianamente en Oaxaca, diferentes organizaciones sociales y profesores de la CNTE.

Espero  que se mantengan las ventas promedio de venta por encima del 60 al 80 por ciento durante las fiestas de julio, especialmente durante la Guelaguetza.

Abundó que recientemente se han abierto varios giros de negocios para impulsar la comida típica de Oaxaca. Aunque también se está apoyando a la alta cocina con restaurante de chef reconocidos como Casa Oaxaca y la Pitiona, que están internacionalizando al sector.

Afirmó que si se logra contener  y cesar las marchas y movilizaciones sociales como se ha  logrado hasta el momento, a final del año se podrán “quizá tener números optimistas”.

Con respecto a la amenaza de la inseguridad, particularmente por los casos de secuestro y extorsión, indicó que los hechos reportados son los menos.

“No niego que haya algún caso reportado, pero no es generalizado, son situaciones aisladas. Nosotros hemos capacitado a nuestros agremiados para que este preparados para enfrentar cualquier situación de amenaza telefónica y la respuesta es colgar inmediatamente”.