Médicos y maestros piden garantías para volver a la sierra de Guerrero

El gobernador del estado, Héctor Astudillo, dijo que los hospitales de Filo de Caballos y Tlacotepec se reabrirán a más tardar en diez días. 

Chilpancingo

La Secretaría de Salud (Ssa) sostuvo que los médicos y enfermeras ya están listos para regresar a la Sierra, solo piden garantías plenas de seguridad.

La noche del lunes, tras escuchar el reclamo de los representantes de 49 comisarios de la Sierra, el gobernador Héctor Astudillo Flores sostuvo que los hospitales de Filo de Caballos y Tlacotepec se reabrirán a más tardar en diez días.

Lo anterior, porque tras los enfrentamientos que se generaron el 4 y 6 de noviembre, en Polixtepec y Puentecillas, municipio de Leonardo Bravo, los trabajadores del sector salud decidieron abandonar la Sierra por temor a quedar en medo de las balaceras.

La mañana del martes, el titular del sector Salud en la entidad, Carlos de la Peña sostuvo que se hace lo necesario para cumplir en los términos de tiempo que ofreció el mandatario estatal.

"El personal ya está asignado, solamente se va a regresar, aunque obviamente, solo se piden las garantías que pide toda la gente", aseveró.

Los hospitales de Filo de Caballos y Tlacotepec, de acuerdo al funcionario, garantizan la cobertura de prácticamente toda la Sierra, aunque también se apoyan en Centros de Salud que todavía no tiene cuantificados.

Reconoció que cada que se cierra un hospital se perjudica severamente a la población, ya que se interrumpen los programas de primer y segundo nivel de atención, principalmente a familias de escasos recursos que no tienen acceso a clínicas privadas.