Aprueba Congreso de Veracruz ley de pensiones en lo general

El documento estable que el aumento de las cuotas de los trabajadores, incrementa cinco años la edad de jubilación y fija topes para el pago de pensiones.

Veracruz

En medio de protestas de trabajadores activos y jubilados del gobierno estatal, que dejó media docena de personas lastimadas, fue aprobada por mayoría la reforma a la Ley General del Instituto de Pensiones del Estado enviada por el Ejecutivo local.

Con 35 votos a favor y 9 en contra los diputados aprobaron en lo general la reforma al IPE que eleva las cuotas de los trabajadores, incrementa 5 años la edad de jubilación y fija topes para el pago de pensiones.

Con esta reforma se elimina además las deudas que por concepto de aportaciones tiene el Gobierno del Estado con el IPE.

La Ley de Pensiones fue calificada por los trabajadores como "un atentado" contra la seguridad, la economía de las familias y una traición por parte del Ejecutivo y los Legisladores.

Adriana Chávez Tejeda, del Frente Estatal de la Defensa del IPE explicó que el Estado dejará de aportar recursos y la obligación se la trasladan a los jubilados, quienes ahora serán los que aporten el 12 por ciento de su pensión al fondo del instituto.

"Quitaron Estado y sólo pusieron organismos públicos, trabajadores y jubilados. Quiere decir que el Estado se hace a un lado y quieren que cotice su pensión, en un estado en el que no hay empleos, no hay desarrollo económico y donde 23 mil jubilados reciben entre mil 500 y 5 mil pesos al mes de pensión ¿cuánto les quedará para sobrevivir? Y no sólo ellos, sino familias enteras que dependen de ese ingreso".

Desde poco antes de las 07:00 horas de llegaron maestros de diversas organizaciones sindicalesy trabajadores activos y jubilados de otras dependencias estatales para cerrar el paso a diputados y trabajadores del Legislativo.

Elementos de la Policía Estatal abrieron el paso, armándose un zipizape que dejó a varios manifestantes lesionados.

Los burócratas provenientes de municipios aledaños a Xalapa, así como del norte y sur de Veracruz acusaron al gobierno estatal y al Consejo Directivo del IPE de ser los responsables del desfalco del Instituto.

Son más de 100 mil los trabajadores que cotizan en el IPE, que por años fue usada como "caja chica" de los gobernantes en turno, al grado que se encuentra literalmente en quiebra, "Al IPE no llega el dinero, se lo queda finanzas y lo administra para sus cosas", acusó Adriana Chávez.

El diputado presidente de la Junta de Coordinación Política en el Congreso local, Juan Nicolás Callejas Arroyo, minimizó las manifestaciones de rechazo a la legislación aprobada y aseguró que los sindicatos estuvieron de acuerdo.