Instala Diconsa centros de atención a derechohabientes en nueve estados

La estrategia contra el Hambre a través de Diconsa pretende beneficiar a 250 mil familias que viven en los 400 municipios prioritarios en localidades semiurbanas.

Ciudad de México

El gobierno federal abrió 18 Centros de Atención a Derechohabientes (CADE) para atender la demanda de abasto de más de 30 mil habitantes de localidades semiurbanas donde funciona el programa Apoyo Alimentario SINHambre.

Los CADE operan en los estados de Baja California, Chiapas, Chihuahua, Guanajuato, Jalisco, Estado de México, Querétaro, Sonora y Yucatán, para atender a la población en condiciones de pobreza extrema y carencia alimentaria, quienes tienen acceso al abasto mediante una tarjeta electrónica.

"Como parte de las acciones emprendidas por Diconsa en la Cruzada Nacional contra el Hambre (CNCH), actualmente se distribuye la Tarjeta de Apoyo Alimentario SINHambre para abastecer de alimentos nutritivos y a bajo costo a las familias de zonas semiurbanas".

La estrategia contra el Hambre a través de Diconsa pretende beneficiar a 250 mil familias que viven en los 400 municipios prioritarios en localidades semiurbanas de demarcaciones como Tijuana, BC; Tapachula y Ocosingo, Chiapas; Juárez y Chihuahua, Chihuahua; León, Guanajuato; Tlaquepaque, Zapopan y Guadalajara, Jalisco; así como La Paz, Chimalhuacán, Ixtapaluca, Nezahualcóyotl y Tultitlán, Estado de México, entre otros, que ya son atendidos por los CADE.

En dichos centros las familias derechohabientes tienen acceso a una lista autorizada de 13 productos básicos con calidad nutricional -avalados por el Instituto Nacional de Salud Pública (INSP)- los cuales también están al alcance de la población en 7 mil tiendas comunitarias fijas y 164 tiendas móviles de Diconsa, a través de dicha tarjeta, en municipios donde funciona la CNCH.