Garantizan en Chiapas censo de escuelas, maestros y alumnos

Ricardo Aguilar, secretario de Educación del estado precisó que se trabaja primero en escuelas particulares, centros del Consejo Nacional de Fomento Educativo y la etapa de georeferenciación de ...

Chiapas

La Secretaría de Educación de Chiapas (SECH) dio a conocer que para el primer trimestre de 2014, el Censo de Escuelas, Maestros y Alumnos de Educación Básica y Especial 2013 concluirá satisfactoriamente, pese al paro indefinido que mantienen alrededor de 28 mil maestros desde finales de agosto de este año en protesta por las modificaciones a las leyes educativas.

Dicho censo, encabezado por la Secretaría de Educación Pública federal y el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (SEP e INEGI) arrancó desde el 26 de septiembre en todo el territorio nacional, a casi un mes de iniciarse en el país el movimiento magisterial, paralizando clases en diversos estados del país.

Según el INEGI, el censo pretende “tener la ubicación geográfica de todos los planteles; conocer la situación de la infraestructura instalada, equipamiento y mobiliario escolar; tener un registro de todos y cada uno de los docentes, personal administrativo y supervisores, e integrar un registro nacional de alumnos, con énfasis en quienes tienen alguna discapacidad o necesidades especiales de aprendizaje”.

Al respecto, Ricardo Aguilar Gordillo, secretario de Educación de Chiapas precisó que en esta entidad federativa se trabaja primero en escuelas particulares, centros del Consejo Nacional de Fomento Educativo (Conafe) y la etapa de georeferenciación de escuelas.

Aseguró que “sin demora de ninguna especie”, se tendrán los resultados en tiempo y forma prevista, es decir en marzo de 2014 Chiapas estará, junto con otras entidades federativas, entregando el resultado total del Censo que requiere el Gobierno Federal del parte del sistema educativo nacional.

Por su parte, Josefa López Ruiz de Laddaga, delegada de la SEP en Chiapas y el coordinador estatal del INEGI, Francisco Javier Velázquez Sotelo precisaron que la información recabada a través de formularios son claros y no tienen “letras chiquitas”, ya que sólo servirán para recabar datos de estadísticas y fotografías de escuelas para conocer sus condiciones.

Este domingo, durante un mitin efectuado por maestros paristas de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación, los dirigentes aseguraron que con dicho cuestionario se obligaba a aceptar la “reforma educativa”, misma que ya fue aprobada por el Congreso de la Unión.