El Castillo de líder sindical, sin permiso ambiental

El uso de pozo para fines recreativos viola la ley: Semarnat.

León

La casa de campo del líder taxista y socio mayoritario de Taxitel, Fernando García Murguía, construida en un terreno de 120 hectáreas en el municipio de Manuel Doblado, Guanajuato, no cuenta con permisos de impacto ambiental, por lo que representa un daño ecológico, aseguró el delegado de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) en la entidad, Israel Cabrera Barrón.

La propiedad del líder sindical, conocida como El Castillo, posee una laguna artificial de 14 hectáreas alimentada por dos pozos de uso agrícola, pese a que no cuenta con los permisos, sigue en operaciones.

El funcionario federal fue tajante y expuso que la utilización de los pozos para fines recreativos viola la ley.

“En materia de igualación de impacto ambiental, el artículo 28 de la Ley General del Equilibrio Ecológico y la Protección al Ambiente, establece cuáles son las actividades y obras que requieren de un estudio de impacto ambiental, entre ellas están las obras hidráulicas.

“Todas requieren de impacto ambiental, que depende de la magnitud o de las condiciones del sitio natural, para saber si realizan un trámite de evaluación como tal de estudio de impacto ambiental, o si se encuentran exentas, pero tienen que llegar a la autoridad de la Semarnat para que se les diga”, explicó el delegado de la dependencia en Guanajuato.

Cabrera Barrón refirió que la ley marca que cualquier obra hidrológica tendrá que contar con un estudio de impacto ambiental, por lo que la laguna artificial del Castillo no tiene permisos, ni está en trámites para obtenerlos.