Ecologistas presentan queja en Profepa por derrame en Oaxaca

Un grupo de ecologistas y activistas presentó una queja ante la Profepa por un derrame de combustible en el Istmo de Tehuantepec causado por una fuga en un ducto de Pemex.
El derrame afectó una superficie de nueve hectáreas a la orilla de la laguna superior y 1.9 hectáreas más en la zona de manglares.
El derrame generó daños al río Achiote y la laguna La Hondura del Lagarto. Archivo. (Oscar Rodríguez)

Oaxaca

Un grupo de ecologistas y activistas presentó una queja ante el procurador de Protección al Medio Ambiente de Oaxaca, Guillermo Haro Bélchez, por un derrame de combustible en la zona del Istmo de Tehuantepec generado por una fuga a un ducto de la refinería Antonio Dovali Jaime de Pemex.

Amagaron con realizar protestas y movilizaciones como toma de tramos carreteros y un plantón frente a las instalaciones de la misma refinería para que se cumpla con el pago de indemnizaciones y de resarcimiento de los daños ecológicos.

Los inconformes, encabezados por Carlos Beas Torres de la Unión de Comunidades Indígena de la Zona Norte del Istmo (Ucizoni), dijeron que el derrame de combustible generado en las inmediaciones del poblado Rincón Viejo, en el municipio de Santa María Petapa, generó daños al río Achiote y la laguna La Hondura del Lagarto y a 7 kilómetros de terrenos de cultivo y potreros, donde se registró la muerte de reptiles, aves, peces y anfibios.

Denunciaron que también afectó a cientos de hectáreas de terrenos agrícolas de maíz, tomate, calabaza y frutales, por lo que exigieron el pago de inmediaciones.

Beas Torres dijo que las medidas de mitigación y de intervención aplicadas por los técnicos de Pemex fue insuficiente y omisa.

El pasado 2 de enero, brigadistas del Instituto Estatal de Protección Civil de Oaxaca (IEPCO), realizaron labores de apoyo y de emergencia para evacuar a unas 250 personas del poblado de "Rincón Viejo", perteneciente al municipio de Santa María Petapa, al registrarse una fuga de combustible, causada por la fuga clandestina en la refinería "Antonio Dovali Jaime".

De acuerdo con el director general del Instituto Estatal de Protección Civil (IEPC), Felipe Reyna, debido al olor que desprendió la concentración de combustible en un arroyo ubicado en el kilómetro 194 de la carretera Transístmica, unas 250 personas fueron evacuadas de sus viviendas en la colonia Rincón Viejo Norte, en el municipio de Santa María Petapa y trasladadas albergues provisionales.

En tanto la delegación estatal de la Procuraduría Federal de Protección Al Medio Ambiente (PROFEPA) dio a conocer que se abrió un expediente de investigación respecto del hecho.

La misma PROFEPA reportó que en los últimos 4 años se disparó el número de accidentes ambientales generados por la operación de la refinería "Antonio Dovali Jaime", del puerto de Salina Cruz.

En su informe de Emergencias Químicas, realizado por la dirección general de Inspección de Fuentes de Contaminación de la misma dependencia, revela que fue el año pasado cuando se registró el mayor número de accidentes, la mayoría causados por derrames de combustible.