Exige PAN en Guerrero esclarecer ataque a alcaldesa

Elizabeth Gutiérrez, alcaldesa panista del municipio de Juan R. Escudero, fue herida junto con sus escoltas por elementos policiales de la UPOEG. 

Acapulco

La fracción parlamentaria del PAN en el Congreso local manifestó su respaldo a la alcaldesa Elizabeth Gutiérrez Paz, quien resultó herida por arma de fuego en un enfrentamiento entre su personal de seguridad y policías ciudadanos de la Unión de Pueblos y Organizaciones del Estado de Guerrero (UPOEG).

Jorge Camacho Peñaloza, presidente de la Comisión de Justicia del Congreso local, manifestó que al seno de la bancada del partido blanquiazul hay solidaridad y respaldo hacia la jefa de cabildo, que la mañana del domingo 18 de mayo fue trasladada al hospital Magallanes del puerto de Acapulco.

Camacho Peñaloza mencionó que se tiene la información relacionada con un enfrentamiento a balazos ocurrido entre el personal de seguridad de Gutiérrez Paz e integrantes de la UPOEG.

En la refriega dos guardaespaldas de la presidenta resultaron heridos de bala, por lo que también fueron enviados de urgencia hacia el puerto de Acapulco.

El legislador reconoció que el tema es muy complicado, de tal suerte que la bancada del PAN manifiesta su solidaridad con la jefa de cabildo, pero al mismo tiempo reconoce que es la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) es la encargada de investigar, esclarecer los hechos y sancionar a los responsables.

“Nosotros estamos a la expectativa. Vamos a esperar a que haya las denuncias ante las instancias correspondientes y que se realicen las investigaciones hasta sus últimas consecuencia”, anotó.

Este domingo la Policía Ciudadana -UPOEG interceptó, retuvo y desarmó a cinco policías preventivos de Tierra Colorada en dos pueblos, El Terrero y Garrapatas.

En la cabecera municipal se concentraba un grupo de 500 elementos del Sistema de Seguridad y Justicia Ciudadana (SSJC), que auspicia la Unión de Pueblos, para definir qué hacer en los próximos días.

Entrada la tarde se buscaba comunicación con el dirigente de la UPOEG, Bruno Placido Valerio, pero su teléfono celular estaba apagado.