Familiares de desaparecidos bloquean carretera de Coyuca de Benítez, Guerrero

Se cumplen ocho días de que no se sabe nada de tres trabajadores de Diconsa. 
De acuerdo con información de autoridades ministeriales, los tres empleados de Diconsa, salieron del municipio de Atoyac de Álvarez
De acuerdo con información de autoridades ministeriales, los tres empleados de Diconsa, salieron del municipio de Atoyac de Álvarez (Javier Trujiilo)

Acapulco

Al cumplirse ocho días en que desaparecieron tres trabajadores de Diconsa, un grupo de familiares encabezados por Raymundo Abarca Reséndiz, realizan un bloqueo en la carretera federal Acapulco-Zihuatanejo, exigen al procurador de justicia Iñaki Blanco Cabrera que los atienda.

Al mismo tiempo el alcalde de Coyuca de Benítez, Ramiro Ávila Morales, reveló que los efectivos militares, policías estatales y municipales peinan el camino donde el pasado viernes desaparecieron los tres empleados de Dicosa, en el tramo Coyuca de Benítez-Las Compuertas-Yerbasanta.

Con dos vehículos de la delegación de Diconsa-Lincosa de la Secretaría de Desarrollo Social del gobierno federal, mantienen cerrada la carretera desde las 11:45 horas y los familiares exigen la presencia del gobernador del estado, Ángel Aguirre o del procurador de justicia, Blanco Cabrera.

“Nosotros seguimos buscando (a los tres empleados) no ha habido resultados positivos la búsqueda es permanente.

“Se está peinando con la participación del Ejército, la Policía Estatal y la Municipal en el operativo conjunto que realizamos sin avances hasta el momento”, dijo en entrevista con MILENIO, Ávila Morales.

Desde el pasado viernes de acuerdo con información de autoridades ministeriales, los tres empleados de Diconsa, habían salieron del municipio de Atoyac de Álvarez a Coyuca de Benítez, ambas localidades en la región de la Costa Grande.

Los trabajadores de la Sedesol, son Gustavo Abarca Radilla, Héctor López Torres y Carlos López Sánchez.

El edil coyuquense detalló que han intentado acercarse con el grupo de los manifestantes, pero le indicaron que es un asunto de la fiscalía guerrerense, en el que nada pueden hacer el municipio.