Daños de más de 50 mdp deja ‘Odila’ en la UABS

El rector de la máxima casa de estudios dijo que los distintos campus sufrieron afectaciones, por lo cual se pospusieron las clases hasta que se restablezcan los servicios básicos.

La Paz

Ascienden a poco más de 50 millones de pesos los deterioros que dejó el huracán "Odila", a la infraestructura de la Universidad Autónoma de Baja California Sur.

El rector de la máxima casa de estudios, Gustavo Cruz Chavéz, dijo que al "realizar una inspección en el campus universitario para valorar los daños, consideró que los deterioros que dejó el huracán "Odila", a la infraestructura de esa Máxima Casa de Estudios, ascienden a poco más de 50 millones de pesos.

"Tras el paso del fenómeno meteorológico, la Universidad resultó seriamente afectada en sus distintos campus y extensiones académicas, por el orden de poco más de 50 millones de pesos, por lo que se vio en la necesidad de posponer actividades académicas hasta restablecer los servicios básicos de operatividad y brindar las condiciones de seguridad adecuadas para los estudiantes", expresó.

En un recorrido por los campus universitarios del estado que el rector realizó, para el reporte inicial de daños a la infraestructura y equipamiento académico de la Universidad; donde se reportan varias afectaciones que no permiten restablecer actividades por aspectos operativos o de seguridad.

Expresó "en este primer análisis, se registró la afectación total del sistema eléctrico por los desperfectos de toda la red de alta tensión. En total se cayeron diez postes, con daño total de los sistemas, cables, soportes y cableados de distribución subterránea a las unidades de transformación.

Por otra parte, se cayeron todas las lámparas de iluminación interna, se afectaron puertas de acceso, ventanearía de siete edificios, así como aulas, equipo de cómputo, mobiliario, talleres de trabajo y el museo universitario.

También se presentaron inundaciones de diversa magnitud en edificios, no sólo por filtraciones de puertas y ventanas, sino también por la afectación de membranas de impermeabilización y sellos de ductos de aire acondicionados arrancados por las rachas de viento de entre 170 y 200 km que se presentaron. En este caso se estiman un total de 10 edificios afectados".

Gustavo Cruz abundó que además se perdieron techumbres de lámina y malla sombra de las unidades pecuarias de la Posta Zootécnica y la totalidad del laboratorio de cultivos intensivos en el Campo Agrícola; "todos estos daños fueron en el campus de La Paz".

Por lo que respecta al Campus Cabo San Lucas, se cayeron tres de las cuatro bardas perimetrales, portones de acceso, ventanas y puertas de los edificios de Computo, Administrativo y Biblioteca, además de que material bibliográfico resultó seriamente afectado.

"En el Campus Loreto se reportan daños a la barda perimetral y otros daños que aún falta por cuantificar. Con relación a los otros dos campus, Insurgentes y Guerrero Negro, se siguen haciendo las valoraciones pertinentes sobre sus condiciones, así que aún no se ha establecido un diagnóstico seguro, pero puedo afirmar que los daños, superan los 50 millones de pesos", expresó.

Al ser abordado por los medios, cuando realizaba un recorrido por el campus de La Paz, donde aún se observan personas albergadas en las aulas de la Universidad, Cruz Chávez, señaló que lo más importante en este momento es garantizar la seguridad y operatividad de los servicios universitarios, para lo cual se están tomando todas las medidas pertinentes.

"En este primer esfuerzo institucional, lo que se hizo fue una cuantificación de los daños que deben atenderse inmediatamente; desafortunadamente, nos vimos en la necesidad de postergar las actividades académicas, pues algunas áreas de nuestra alma máter se vieron afectadas y lo más importante para nosotros es la seguridad de los universitarios.

Finalmente, el rector de la UABCS aprovechó para enviar un mensaje a todos los ciudadanos que resultaron afectados por el paso del huracán 'Odila': "Son tiempos de unión y empatía; de mostrar el temple y la fuerza que tenemos los sudcalifornianos.

Sin duda, juntos podremos superar esta adversidad y retomar cabalmente nuestras actividades diarias. La Máxima Casa de Estudios de nuestro estado se solidariza con toda la comunidad sudcaliforniana en estos momentos; difíciles, sí, más no insuperables".