Daña construcción de colector viviendas en Neza

Un grupo de vecinos exigen que se cancele dicho proyecto porque las paredes de sus casas presentan cuarteadoras y fisuras, por lo cual temen que las afectaciones continúen y representen un peligro ...
Desde hace cinco años las casas han sufrido cuarteaduras y temen que las afectaciones continúen.
Desde hace cinco años las casas han sufrido cuarteaduras y temen que las afectaciones continúen. (Lauro Galicia Martínez)

Nezahualcóyotl

Varias fisuras y grietas han aparecido en viviendas al parecer por las obras de construcción del Colector Villada en Nezahualcóyotl, Estado de México.

Un grupo de vecinos exige la cancelación del proyecto.

Desde hace más de ocho años iniciaron los trabajos de desagüe sobre el camellón de Avenida Vicente Villada esquina con Indio Triste, colonia Metropolitana Tercera Sección, que pretende mitigar las anegaciones en la zona.

Sin embargo cerca de cincuenta vecinos de las calles Indio Triste, Iztacalco y Vicente Villada pretenden cancelar el proyecto pues temen que los daños continúen y representen un peligro para sus familias.

"Desde hace cinco años han habido muchas anomalías y daños que se están causando a las casas, todas tienen cuarteaduras y fisuras, lo extraño es que supuestamente el daño tenía que ser aquí (sobre el camellón) y no, las casas de las calles de atrás son las más afectadas", explicaron vecinos.

Una de las viviendas con mayores afectaciones se ubica sobre la calle Iztacalco número 41 donde los dueños han contabilizado más de 20 grietas, las cuales la empresa responsable se comprometió a resolver pero hasta la fecha excusa falta de material.

"Vinieron los ingenieros, primero empezaron con un castillito y ya de ahí tiraron la barda y hasta ahorita no han hecho nada porque según no hay material. Estamos desesperados porque cada día salen más grietas"

"Lo único que pedimos es la reparación completa porque si nos van a reparar a medias al rato se va a volver a agrietar y pues no sabemos que vaya a pasar, no podemos estar tranquilos en nuestra propia casa", explicó Catalina Ruiz, dueña de la vivienda.

Por esta situación, los vecinos decidieron manifestar sus inconformidades con mantas frente a la obra para exigir que se realice un estudio geotécnico bajo la supervisión de ingenieros de la UNAM o del IPN.

"Ya supuestamente el ingeniero que viene de contraloría tomó cartas en el asunto y están de acuerdo que se haga el estudio geotérmico que sea de la UNAM o del Politécnico y se acordó realizar una junta posterior para que ver qué es lo que dictaminan y desde dónde van a reparar", concluyeron.