Cobraban "mordida" a camiones con víveres

Reabren la Autopista del Sol y hasta el 15 de octubre no se pagará peaje; en Querétaro hay desabasto de gasolina por afectaciones a ductos de Pemex

Guerrero y Querétaro

Camiones y unidades de la Cruz Roja Mexicana que transportaban ayuda humanitaria al puerto de Acapulco, Guerrero, eran extorsionados por agentes viales de la Secretaría de Seguridad Pública municipal.

Desde el pasado miércoles, elementos de esa corporación fueron denunciados por extorsionar a los camiones que llegaban con despensas.

Lo anterior fue confirmado por el titular de la Secretaría de Seguridad Pública y Protección, Jesús Cortés Jiménez, quien indicó que cinco agentes de la Policía Vial, del sector Las Cruces, en el bulevar Vicente Guerrero, fueron señalados.

“Se investigó y se encontró que estaban incurriendo en abusos y por lo tanto se tomaron medidas disciplinarias”, dijo.

En entrevista con Carlos Zúñiga en MILENIO Televisión, señaló que los elementos viales que extorsionaban a los conductores no pueden ser cesados ya que no existe una denuncia formal; no obstante, dijo que se optó por sancionar a 35 elementos de la corporación con trabajos de limpieza en las zonas inundadas en la zona Diamante.

“Van a permanecer, no pueden perder su trabajo porque no puedo proceder si no tengo una denuncia formal, por eso van a permanecer dentro de la corporación. Van a recibir capacitación y concientización de lo que es una cultura de legalidad para formar una policía que la ciudadanía se merece”, indicó el funcionario.

“Nos paraban y nos decían que llevábamos exceso de carga y aunque les argumentábamos que era ayuda para los damnificados, insistían que había un horario para poder circular en el puerto y nos pedían hasta 2 mil pesos”, denunció Jesús Herrera García, chofer de uno de los camiones.

El operador de la pesada unidad de carga consideró que era injusto que se impidiera el paso de los camiones con despensas.

ABREN VÍA

A 25 días de la contingencia provocada por los derrumbes de la tormenta tropical Manuel, la Autopista del Sol fue reabierta completamente a la circulación vehicular a las 11:30 horas de ayer.

Desde el mediodía la circulación ya no se desvió hacia la carretera federal, como ocurría desde que se dio la apertura parcial tras los derrumbes que impedían el paso por un tramo importante de la Autopista del Sol.

Hasta el próximo 15 de octubre permanecerá sin cobros en las casetas de Palo Blanco, en Chilpancingo, y La Venta y Metlapil, en Acapulco, y a partir del 16 los pagos serán normales.

Mauricio Sánchez Woode-worth, director de Infraestructura Carretera de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes, acudió a los túneles de Agua de Obispo para verificar los trabajos que se realizan para limpiar la vía de cuota.

Indicó que la pista permanecía cerrada del kilómetro 321 al 285, pero desde las 11:30 de ayer la ruta se rehabilitó, aunque la circulación se mantuvo solo en dos de los cuatro carriles.

“A partir de hoy se hoy se abre el paso desde Acapulco hasta la Ciudad de México en la Autopista del Sol, aunque hay algunos embudos o flujos en contrasentido en las partes críticas, los que se irán abriendo conforme haya condiciones”, dijo el funcionario.

Explicó que los embudos se ubican del kilómetro 340 al 330 y del 302 al 300; dichos tramos se ubican cerca de Tierra Colorada y la comunidad de El Ocotito.

De Chilpancingo hacia Cuernavaca mencionó que hay cinco entronques más, aunque esos son producto del mantenimiento normal que recibe la vía, no a consecuencia de las afectaciones provocadas por la tormenta.

Con base en las valoraciones hechas por la SCT y Caminos y Puentes Federales, Sánchez Woodeworth calculó que del puerto de Acapulco hacia Chilpancingo el tiempo de circulación promedio es de una hora con 15 minutos, en tanto que de la capital de Guerrero hacia la caseta de Cuernavaca, el viaje se lleva cuando mucho dos horas con 30 minutos.

Agregó que de Cuernavaca hacia el Distrito Federal el recorrido dura cuando mucho 40 minutos, ya que en ese tramo casi no hay daños.

De los dos túneles de Agua de Obispo solo uno está habilitado y es el del sentido sur-norte, que va hacia la capital del país; el norte-sur todavía permanece cubierto bajo tierra.

En el túnel que ya está libre, el personal de la SCT retiró más de 73 mil metros cúbicos de tierra, en tanto que se calcula que 100 mil metros cúbicos más son los que sepultan todavía el túnel inhabilitado.

Por lo menos cuatro trascabos trabajan para separar la tierra de la zona.

Mauricio Sánchez reconoció que la carretera podría quedar completamente libre de derrumbes por lo menos hasta diciembre, aunque no se descarta la posibilidad de que ocurran otras contingencias.

BAJA NIVEL DEL AGUA EN TIXTLA

Equipos de bombeo y una línea de conducción continúan la extracción de 500 litros de agua por segundo del interior de mil 500 viviendas en Tixtla, Guerrero, luego de las fuertes lluvias causadas por el huracán Manuel.

En la última semana, a través de resumideros naturales y de un canal emergente instalado por personal de la Comisión de Agua Potable, Alcantarillado y Saneamiento del estado, el nivel de la inundación ha disminuido en 60 centímetros, de acuerdo con los afectados y el ayuntamiento.

Desde ayer, los vecinos se han organizado para comenzar el retiro de los escombros que surgen con la disminución del nivel de la inundación.

REUBICACIÓN

Solo en la cabecera municipal de Chilpancingo, Guerrero, hay 4 mil viviendas que podrían reubicarse, ya que fueron devastadas por Manuel o que permanecen en zonas consideradas como de alto riesgo.

Mario Moreno Arcos, presidente municipal de la capital del estado, dio a conocer que en estos momentos hay un equipo de especialistas enviados por la Comisión Nacional del Agua trabajando sobre los cauces del río Huacapa.

Dijo que la dependencia federal analiza qué tipo de trabajos hacer en las áreas más dañadas, ya que hay algunos tramos en los que se debe demoler lo que quedó y reconstruirlo cuanto antes.

SIN HIDROCARBURO

Desde hace varios días hay desbasto de gasolina en al menos cinco municipios de Querétaro, producto de las afectaciones a ductos de Pemex por las lluvias en Guerrero, Oaxaca, Morelos

y Veracruz.

De acuerdo con Pemex región centro, este problema será subsanado en las próximas 24 horas; sin embargo, asegura que es un “asunto focalizado”, por lo que no hay falta de combustible en el país.

René Yáñez Campero, vocero regional de Pemex, aseguró que cuentan con suficiente hidrocarburo para dotarlo a las estaciones de servicio que así se requieren.

“Tenemos existencia suficiente tanto de Pemex Magna como de Pemex Premium para atender las necesidades de todos los usuarios; se están entregando y surtiendo, no debemos tener mas problemas, esta situación debe estar superada a más tardar en dos días”.

Algunas de las gasolineras de San Juan del Río no funcionan aunque los empleados están en el lugar, quienes dijeron que esperan desde hace varios días pipas con combustible, incluso, lo estuvieron racionalizando, ya que de algunos poblados de Hidalgo también se desplazaban a esta entidad

para abastecerse.

[Dé clic sobre la imagen para ampliar]