Chihuahua no tiene la deuda que indebidamente se le atribuye

El titular de Hacienda Estatal, Jaime Herrera Corral, estimó la deuda de la administración estatal en más de 22 mmdp y no de los 41 mil 990 millones que se le atribuyen.
El gobernador César Duarte recibió con beneplácito la Ley de Disciplina Financiera para Estados y Municipios, “porque podrá poner en su lugar a quien verdaderamente debe”.
El gobernador César Duarte recibió con beneplácito la Ley de Disciplina Financiera para Estados y Municipios, “porque podrá poner en su lugar a quien verdaderamente debe”. (Juan José García Amaro)

Chihuahua

Luego elogiar la iniciativa que impulsó el presidente Enrique Peña Nieto para frenar el endeudamiento de los gobiernos estatales y municipales, el gobernador de Chihuahua aseguró que su gobierno no tiene la deuda que indebidamente se le atribuye.

Al tiempo en que el secretario de Hacienda Estatal, Jaime Herrera Corral, estimó la deuda de la administración estatal en más de 22 mil millones de pesos, el mandatario recibió con beneplácito la Ley de Disciplina Financiera para Estados y Municipios.

"Me encanta, porque podrá poner en su lugar a quien verdaderamente debe: hay quien especula que Chihuahua es de los más endeudados. Nada más que nos pregunten por el servicio de deuda. Si ustedes pueden cuantificar lo que paga cada entidad federativa...

"Si uno debe un dinero paga a intereses por él y Chihuahua no paga intereses por los recursos que hemos recibido, y han sido mal calificados, porque ha sido una aportación del presidente (Enrique) Peña Nieto de manera muy generosa con las concesiones carreteras", resaltó el mandatario.

Reiteró que esos recursos no son deuda porque no se le deben a nadie, "no pagamos intereses por ellos. Esos recursos no están garantizados ni por ingresos federales ni por los ingresos locales, por lo tanto no es deuda, pero bueno, así se han empecinado en calificarla, sin embargo esta ley nos permite ubicar perfectamente las cosas en su lugar", expresó.

La postura del jefe del Ejecutivo estatal fue secundada por su secretario de Hacienda, al apuntar que la regulación (sic) que presentó el presidente Enrique Peña Nieto viene finalmente a poner orden, transparencia y control a las deudas de estados y municipios.

Tras considerar que con la nueva medida se habrán de considerar las participaciones federales, el crecimiento económico y la densidad poblacional, dijo que de esta manera se podrá establecer el monto de la deuda pública de cada gobierno.

"Generalmente este indicador no se está tomando en cuenta, (pero) las calificadoras si lo consideran para fines de evaluación, no tienen que ver los porcentajes relacionados con participaciones federales, sino es con base a este ingreso líquido disponible lo que determina el punto máximo, con lo que esta iniciativa viene justamente a regular este tipo de cosas", explicó.

En este contexto, dejó en claro que la deuda de Chihuahua asciende a los 22 mil 842 millones de pesos, y no los 41 mil 990 millones que se le atribuyen indebidamente, pues a estos se suma los 16 mil 28 millones de pesos del Fideicomiso Carretero, aseguró.

Por separado, el gobernador sostuvo que por cuarto año consecutivo la entidad mantiene un crecimiento económico sostenible superior al cinco por ciento, mientras que la deuda se paga por sí sola: por su bursatilización, sin afectar recursos propios y federales.

"Nuestro crecimiento no es un efecto de ola, sino la consolidación de un proyecto que ha venido estableciendo un desarrollo duradero para la entidad, el cual genera una respuesta en el empleo, con un crecimiento sostenido del 114 por ciento de la oferta que se genera en fuentes de trabajo actualmente", concluyó.