CNDH se pronunciará en un mes sobre caso Chalchihuapan

El ombudsman nacional, Raúl Plascencia, dijo que la investigación puede concluir con denuncias penales y demandas de juicio político contra funcionarios de Puebla.
Habitantes de la junta auxiliar de San Bernardino Chalchihuapan se manifiestan por el cierre del registro civil.
El enfrentamiento entre los habitantes de la junta auxiliar de San Bernardino Chalchihuapan y los policías duró dos horas. (Andrés Lobato)

Puebla

El titular de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), Raúl Plascencia, anunció que en un mes emitirá un pronunciamiento sobre el enfrentamiento del 9 de julio en la carretera Puebla-Atlixco entre civiles de San Bernardino Chalchihuapan y policías del estado, en el que falleció un adolescente de 13 años.

Tras la comparecencia del secretario de Seguridad Pública de Puebla, Facundo Rosas, para hablar de esos hechos, Plascencia Villanueva afirmó que la investigación puede concluir con denuncias penales y demandas de juicio político contra los funcionarios del gobierno estatal que resulten implicados.

En ese sentido, señaló que la CNDH trabaja con autonomía, independencia e imparcialidad, y emitirá un pronunciamiento apegado a la verdad y a las evidencias que se alleguen para que haya justicia y sean sancionados los responsables de la muerte del menor y de las personas lesionadas.

El ombudsman nacional precisó que en la comparecencia, que fue privada y duró casi dos horas, Rosas Rosas rindió testimonio sobre los hechos, rechazó que se usaran balas de goma contra los manifestantes y reconoció que estuvo a cargo del operativo, del cual asumió la responsabilidad.

El titular de la CNDH dijo que a Rosas Rosas se le pidió información concreta, como los nombres de los policías que participaron en el operativo, quienes tenían la autorización para hacer uso de la fuerza y el armamento que portaba cada uno.

También el registro de cada una de las cápsulas de gas que se arrojaron en el enfrentamiento, así como la información que se transmitió por comunicaciones durante los hechos minuto por minuto, y las instrucciones que se dieron a los elementos policíacos.

En su comparecencia, el funcionario poblano negó la utilización de balas de goma, que se señala como una de las causas de la muerte del menor, y que los policías solo portaban cascos, bastones y lanzaderas con cápsulas de gas.

Peritos del organismo defensor analizan las lesiones que presentan nueve civiles, y que en su mayoría son perforaciones por algún objeto, en mandíbula, abdomen, espaldas y manos, todas "con bordes circulares y de un diámetro parecido".

Ello, abundó Raúl Plascencia, para determinar qué clase de objeto pudo hacer esas perforaciones y establecer las causas de la muerte del menor de edad.

Interrogado sobre el dictamen oficial que señala que la muerte se debió a la explosión de un cohetón, comentó que ya está en poder de la CNDH, pero hacen falta los documentos base que se tomaron en cuenta para llegar a dicha conclusión.

Tal dictamen fue elaborado por la Procuraduría General de Justicia de Puebla, y por ello, cuando comparezca este viernes 8 de agosto ante la CNDH, el procurador del estado, Víctor Antonio Carrancá, le solicitará dichos documentos.