Candidatos al gobierno de Michoacán exponen su plataforma política

Los abanderados del PRD, PRI y PAN, Silvano Aureoles, Ascensión Orihuela y Luisa María Calderón se reunión con trabajadores,  con sociedad civil y con empresarios, respectivamente.

Morelia

Como parte del avance de las campañas electorales de los aspirantes a la gubernatura de Michoacán, los candidatos de los partidos de la Revolución Democrática (PRD), Revolucionario Institucional (PRI) y Acción Nacional (PAN), estuvieron en Lázaro Cárdenas, Chilchota y Morelia, respectivamente.

El candidato perredista, Silvano Aureoles visitó el puerto de Lázaro Cárdenas y se reunió con Eloy Sánchez, secretario general del Sindicato de Trabajadores del Ayuntamiento portuario, acompañado de integrantes del comité y miembros de la Unión de Estibadores que engloba a más de mil 500 personas.

El secretario de actas de esta agrupación, adherida a la Confederación Regional Obrera Mexicana (CROM), Erik Ambario, refirió que pese a ser un grupo identificado con el Partido Revolucionario Institucional (PRI), los trabajadores respaldarán el proyecto de Aureoles para avanzar en el progreso del estado.

Con el grupo el candidato abordó dos temas importantes: los servicios de salud y la grave crisis de inseguridad que afecta al puerto. Respecto al servicio médico señalaron que es deficiente, aunado a los riesgos de trabajo que enfrentan. Además, dieron a conocer la gravedad de la crisis de inseguridad que afecta a todos los habitantes y estratos sociales, lo cual ha provocado una caída en la inversión.

Posteriormente, Casto García a nombre de 13 cooperativas de pescadores, por acuerdo de asamblea, selló un pacto con Silvano Aureoles Conejo, el cual consiste en que los pescadores de Lázaro Cárdenas, y de otros municipios del litoral michoacano, brindarán su apoyo para que el candidato se convierta en el próximo gobernador.

En tanto, el aspirante priísta Ascensión Orihuela, visitó el municipio de Chilchota, donde recibió el respaldo de los pobladores de dicha localidad; en el lugar convivió y bailó con las mujeres de la Cañada de los Once Pueblos que acudieron a su evento.

Ante los asistentes, Orihuela aseguró que tiene la sensibilidad y comprensión que la ciudadanía demanda y con quienes, dijo, habrá de trabajar por retomar el rumbo en Michoacán poniendo orden, impulsando la calidad educativa, mejoramiento de vivienda y el cuidado del entorno ambiental.

De igual manera, aseveró que pugnará por la creación de empleos, brindar apoyo total al sector campesino, combatir la corrupción e impunidad, todo para que “juntos sociedad y gobierno, podamos crear las condiciones de vida que todos los michoacanos merecemos”.

Por parte de Acción Nacional. Luisa María Calderón estuvo con empresarios, y entre ellos estaba el presidente de la Asociación Michoacana de Distribuidores de Automotores (AMDA), Juan Pablo Arriaga, quien le pidió dar certeza al sector que arropa al 86 por ciento de los distribuidores en la entidad, luego de criticar que los gobiernos anteriores del PRD y del PRI han hecho una mala tarea en el estado.

Al respecto, la panista se comprometió a dar certidumbre al sector automotriz con la reorganización de la administración pública mediante la digitalización de los servicios para reducir flancos de corrupción y aseguró que no habrá aumento de impuestos que puedan perjudicar a este segmento.

Pidieron evitar el aumento de impuestos en el ramo automotriz, reactivar el compromiso con el mercado local para la compra de vehículos de gobierno, entrar a la megalópolis para homologar la verificación ambiental y colaborar en la renovación y modernización del transporte público de Michoacán.

 

Al respecto, la candidata refirió que no se necesitan más impuestos, “necesitamos reorientar el trabajo, queremos volver a ser servidores públicos de calidad y tener un sistema de transporte moderno que dé a los turistas y a los locales un servicio adecuado, pero primero tenemos que tener credibilidad porque ya nadie confía en los políticos”.