Desconoce PGJ de Oaxaca extorsión contra maestros

El procurador, Héctor Carrillo, dijo que por la retención de policías federales por parte de la CNTE se levantó una denuncia. 

Oaxaca

El procurador General de Justicia de Oaxaca, Héctor Carrillo Ruiz, rechazó la versión de la Procuraduría General de la República en el sentido de que  un grupo de choque ligado con los maestros de la sección 22 de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación frustró un operativo anti crimen en el centro histórico, con la detención y desarme de 5 elementos de la Agencia Federal de Investigaciones (AFI).

Dijo que no hay ninguna denuncia o evidencia de la delincuencia común o del crimen organizado en el zócalo de Oaxaca donde se encuentra el plantón magisterial desde hace 5 meses.

 “No tenemos ninguna denuncia por levantones, secuestros  o cobros de piso por parte de la delincuencia organizada”.

Carrillo Ruiz mostró extrañeza por la presencia de los elementos federales, sin previa notificación a las autoridades estatales. 

Sin embargo, aceptó que los elementos federales detenidos por los maestros no tenían ningún  rastro de haber consumido alcohol o drogas y negó la pérdida de armas tras su captura por parte de los docentes de la CNTE quienes entregaron sus armas y placas al Ministerio Público Federal.

Afirmó que por su retención se integró una averiguación previa por los delitos de lesiones contra quienes resulten responsables.

Sin embargo, y de acuerdo con el vocero de la sección 22 de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) Mohamed Otaki Toledo, los elementos federales retenidos fueron sorprendidos realizando trabajo de contrainteligencia, porque hacían preguntas y tomaban fotografías.

Dijo que tras su captura y desarme, los efectivos fueron atados de pies y manos y fueron trasladados a una de las oficinas localizadas en las instalaciones de la CNTE ubicada en la zona del centro histórico de la ciudad de Oaxaca, donde fueron puestos boca abajo hasta que fueron entregados a autoridades del gobierno estatal.

Otaki Toledo, calificó la presencia de los elementos federales en el plantón como un claro intento de provocación del gobierno federal por infiltrarse en su movimiento y buscar criminalizar la protesta social.