Roberto Borge condena violencia en Congreso local

El gobernador de Quintana Roo rechazó el ataque a la sede por parte de grupos que rechazan que se aprueben la designación de funcionarios afines al PRI en la procuraduría estatal.

Chetumal

El gobernador de Quintana Roo, Roberto Borge Angulo condenó los incidentes violentos registrados en contra de la sede del Poder Legislativo local y a sus integrantes e hizo un llamado a no seguir incitando a la violencia.

"Condenamos la violencia que se ejerció contra el edificio y demás instalaciones, así como los daños a su patrimonio", subrayó.

En un comunicado, comentó que los diputados de la XIV Legislatura fueron electos por el voto de la soberanía popular, de modo que atacar su investidura representa un ataque a Quintana Roo.

"Es importante señalar que el proceso electoral ya concluyó y que los diputados y presidentes municipales electos prepararse para gobernar para todos", continuó.

"Hago un llamado a quienes lideran estos grupos a no incitar a la violencia, a no dañar el patrimonio histórico de los quintanarroenses, a privilegiar el diálogo", enfatizó.

Ayer, militantes de PAN y PRD se plantaron frente al Congreso en Chetumal, para exigir a la mayoría priista que "no apruebe designaciones de funcionarios afines al Revolucionario Institucional en la Procuraduría de Justicia del Estado, la Contraloría Superior y de tres magistrados en el Tribunal Superior de Justicia".

Este martes, grupos se manifestaron contra esas designaciones y leyes que acusan, benefician al gobernador; la protesta se intensificó y hubo ataques a la sede del Congreso, y enfrentamientos con la policía.