Asegura Roberto Borge que Cancún no es peligroso para turistas

El mandatario estatal señaló que en lo que va del año han muerto siete turistas, lo que no se puede minimizar, pero tampoco sobredimensionar.
El gobernador de Quintana Roo, Roberto Borge Angulo.
El gobernador de Quintana Roo, Roberto Borge Angulo. (Fernando Meraz)

Cancún

Tras lamentar la muerte de turistas en esta entidad, en circunstancias como accidentes, enfermedades, suicidios y homicidios, el gobernador Roberto Borge Angulo, rechazó enérgicamente que Cancún sea un destino "peligroso" o "violento" para vacacionistas.

Este año fallecieron siete turistas en Cancún y Tulum, por lo que diversas opiniones han tratado de sembrar dudas sobre la seguridad en centros vacacionales de esta entidad.

El mandatario precisó que "los hechos fatales no se pueden minimizar, pero tampoco pueden ser sobredimensionados".

Explicó que "Esas muertes son lamentables: atropellamientos, una riña de turistas, y causas naturales en la mayoría de los casos, pero yo puedo asegurar que Quintana Roo despliega una estrategia de seguridad integral que ha probado su eficacia.

"Desgraciadamente hemos tenido estos decesos, lo que no significa que nuestro estado sea inseguro. Nuestro estado está en ruta de mejorar su estrategia de seguridad con la aplicación de un mando único", agregó el gobernador Borge Angulo.

La seguridad se extiende a turistas y residentes, pero no solo en áreas turísticas, sino en municipios y para la población en general, dijo el mandatario luego de instalar los comités municipales de turismo.

La secretaría estatal del ramo, Laura Fernández Piña, manifestó que los recientes accidentes a turistas en la entidad, no pueden atribuirse a inseguridad en los escenarios".

"Los siete –aseguró-- fueron casos fortuitos. Podemos reforzar la seguridad para el turista, pero a veces los accidentes son imprevisibles, lamentables, no son temas menores ni los soslayamos, pero debemos acotar el alarmismo".

La semana pasada el estadunidense Josseph Joseph, falleció por golpes que recibió al pelear con un turista de Puebla, ebrio, en el hotel Moon Palace. Este fue detenido y la Procuraduría de Justicia de Quintana Roo lo consignó penalmente.

Otro caso en donde murió un turista se registró la madrugada del 8 de marzo, cuando el turista estadounidense Fernando Maldonado, fue atropellado por un taxi al salir de la discoteca Coco Bongo. El taxista Mario López, trató de escapar pero fue detenido por la Policía Turística.

Antes, Elvia Sawatzki, turista de Paraguay, fue machucada al cruzar el bulevar Kukulcán, por una camioneta de la agencia Lomas Travel, conducida a exceso de velocidad por el chofer Jaime Manuel Treviño, quien también fue consignado.

El 2 de marzo, apareció en un paraje de Punta Sam –en la zona continental de Isla Mujeres- el cadáver del turista Craig Taylor, quien antes tuvo un altercado con meseros del bar 11:11, en el centro de esta ciudad.

Las causas del homicidio no han sido establecidas, pero la Judicial detuvo a cinco empleados, incluida la dueña del bar, quien salió libre bajo fianza, con otros tres de los detenidos.

En Tulum, el 27 de febrero, un visitante de Alemania, Rolf Wennding, falleció de un infarto. Fue reportado como desaparecido en el Parque Nacional Tulum, en inmediaciones de los hoteles La Vita é Bella y Playa Paraíso.

El día anterior, María del Carmen Alpízar Durán, se suicidó, lanzandose del 15 avo piso de unas torres de condominios en la zona hotelera de Cancún. Su esposo, Raúl Quezada, declaró a la policía que su mujer sufría una depresión aguda.

El 25 de febrero, el turista español, Pedro Benet se ahogó al bucear a 80 metros de profundidad, en la laguna "Kaan Lu'um" a diez kilómetros de Tulum.