Aprueba Moreno Valle la llegada de Uber a Puebla

El mandatario dijo que se busca tener un equilibrio entre taxistas concesionados y operadores del servicio por "app"; en Querétaro, unidades retenidas suman más de $500 mil en multas.
Cabify dará trabajo a repatriados de Estados Unidos.

Puebla y Querétaro

Al calificar de positiva la llegada de la empresa Uber a Puebla, el gobernador Rafael Moreno Valle informó que enviará una iniciativa de ley al Congreso estatal para modificar la Ley de Transportes, y de esa manera tener un equilibrio entre taxistas y operadores del servicio por aplicación y evitar confrontaciones.

En entrevista al término de su gira por el municipio de Acajete, el mandatario local expuso que la iniciativa deberá estar integrada por las opiniones de ambas partes, con la finalidad que ninguna se sienta desplazada.

“Me parece que la llegada de Uber a Puebla es positiva, son nuevas tecnologías y por eso es bueno que en Puebla pongamos el ejemplo. Vamos a darle certeza a la empresa y a los usuarios, y en este sentido se va a elaborar una iniciativa escuchando a ambas partes para promover la competencia”, aseguró.

Moreno Valle apuntó que el trabajo de la administración que encabeza es velar por los intereses de los ciudadanos y permitir la competencia mejorará el servicio de transporte y disminuirá las tarifas.

“Nuestro trabajo es apoyar el ciudadano, es el que gana porque va a recibir un servicio rápido y de menor costo”, dijo el mandatario estatal al agregar que el sistema contará con la mejor tecnología.

Del mismo modo, el gobernador resaltó que los taxis convencionales y Uber atienden mercados distintos, por lo que consideró que las responsabilidades de cada prestador de servicio pueden delimitarse y sobre todo ser reguladas por el estado.

“Sí estamos trabajando con la empresa, sí le vamos a dar entrada y sí le vamos a exigir, como le exigimos a los concesionarios que cumplan con ciertas condiciones”, finalizó el Ejecutivo estatal.

De acuerdo con el gerente de comunicación de la empresa, José Eseverri, aún no se tiene una fecha exacta del inicio de operaciones del nuevo transporte en la entidad poblana.

ADEUDOS

En Querétaro los 10 vehículos que fueron retenidos por dar servicio como taxi para la empresa Uber ya deben más de medio millón de pesos a las autoridades estatales por concepto de multas.

Esta cantidad no ha sido pagada por los particulares o la empresa, por lo que las unidades aún se encuentran en el corralón.

La multa es de 64 mil pesos por cada auto asegurado por el  Instituto Queretano del Transporte por operar de manera ilegal.

El director del organismo, Luis Enrique Moreno, recordó que desde el inicio de su operación hace 11 días, 10 vehículos del servicio por app han sido retenidos y enviados al corralón por circular como un servicio de taxi de forma irregular.

El funcionario informó que no hay un plazo para hacer el pago de las multas.

Representantes de la empresa Uber en entrevista con un diario local rechazaron estar fuera de la ley.

El pasado lunes, el secretario de Gobierno estatal, Jorge López Portillo, dijo que “hay riesgo” en Querétaro por este tipo de vehículos de alquiler, ya que no pueden garantizar que haya seguridad para los pasajeros al ser provenientes, unidades y choferes, de estados como Morelos y Jalisco, donde “hay alta criminalidad”.

Por ello llamó a los queretanos a tener precaución para no convertirse en víctimas de la delincuencia.

En tanto, los taxistas queretanos calificaron de competencia desleal la llegada de Uber a la entidad y se han manifestado por la necesidad de actualizar sus tarifas, que, aseguran, no han tenido aumento oficial en 10 años.

Aseguran que están dispuestos a adoptar nueva tecnología.

Los usuarios se quejan de las altas tarifas que pagan, ya que el costo del servicio mínimo es de 40 pesos, y de ahí aumenta dependiendo la distancia.

También señalan lo sucias que se encuentran las unidades y el mal trato que reciben, además de que los choferes escuchan la música con exceso de volumen; sin embargo, afirman que no hay asaltos o violaciones.

Enrique Arroyo, líder del Sindicato Único de Taxistas Operadores Concesionarios de Querétaro, justificó el aumento no oficial a las tarifas que han hecho, pues las actuales son obsoletas.