Amenazan prestadores de servicios turísticos con enfrentar a manifestantes

Empresarios de la zona Dorada y Diamante dijeron que dejarán de pagar impuestos porque, dicen,  no cuentan con los recursos económicos suficientes para cubrirlos.

Acapulco

Ante el impacto negativo ocasionado por las manifestaciones realizadas para exigir la presencia con vida de los 43 normalistas de Ayotzinapa en el triangulo del sol, restauranteros, hoteleros y comerciantes están dispuestos a enfrentar a los manifestantes y evitar que dañen la imagen de Acapulco.

El hartazgo hizo presa de prestadores de servicios turísticos, comercio organizado y hasta profesionistas, quienes exigen al gobierno de la República aplicar la ley a quienes en sus reclamos mediante marchas, bloqueos y actos vandálicos cometen excesos.

Advierten que habrán de conformar un frente y rebelarse contra el gobierno de la República, porque no ha tenido la capacidad para frenar los severos daños al puerto de Acapulco.

Lo anterior durante una conferencia de prensa en la que los empresarios señalaron que el gobierno estatal y municipal ha sido rebasado, por lo cual piden la intervención directa del gobierno Federal.

Lourdes Valencia Gallardo, restaurantera de Playa la Gloria en la Zona Diamante de Acapulco, dijo que están “a nada” de cerrar sus negocios y consideró que no es correcto se permita que cien personas, “porque no son miles, sino cientos de personas que vengan a tomar a Acapulco”.

“Si lo que quiere el Gobierno hacer es confrontar a la ciudadanía con ellos (los maestros y normalistas) pues lo va a lograr porque la verdad no estamos de acuerdo en violencia porque violencia genera más pero sí lo está logrando porque nos da coraje que vengan de gente de fuera a tratarnos mal

“También nosotros nos podemos agarrarnos con los que vengan porque tenemos la fuerza y tenemos el valor para seguir luchando por la liberación de Acapulco. No queremos que nos vengan a sorprender porque estamos preparados para tomarnos, con machetes como ellos andan, con machetes y palos lo vamos a hacer, no tenemos miedo aunque seamos mujeres”, retó la restaurantera Lourdes Valencia Gallardo, de Playa la Gloria en la Zona Diamante de Acapulco.

Al mismo tiempo, empresarios de la zona Dorada y Diamante, insinuaron con dejar de pagar impuestos pues dicen que no cuentan con los recursos económicos suficientes para cubrirlos.

Incluso dijeron que lamentaban el despido de personal para el próximo puente vacacional del 20 de noviembre.

Elvia Zavala, gerente del Hotel Crown Plaza Acapulco, de la zona Dorada del puerto, expresó que continúan las cancelaciones para esta hospedería la cual ha perdido incluso convenciones.

El restaurantero de la Condesa en Acapulco, Catán Rodríguez Escalona, afirmó que el puerto tiene meses de registrar bajas ocupaciones en esa franja turística, incluso al llegar al dos por ciento de ocupación en bares y comercios establecidos sobre la Avenida Costera Miguel Alemán.