Realizan semana para la detección oportuna del cáncer de mama

"Realizarán mastografías en el servicio de radiodiagnóstico del IMSS como medida preventiva efectiva”, dijo la doctora García.

Estado de México

En México, el cáncer de mama ocupa en la actualidad el primer lugar de incidencia de las neoplasias malignas en las mujeres, siendo el grupo de edad más afectado el que se encuentra entre los 40 y los 59 años de edad; sin embargo, a últimas fechas se han detectado casos en mujeres menores de 35 años, comenta la doctora Alicia García García, jefa del Servicio de Radiodiagnóstico del Hospital de Gineco Obstetricia (HGO) del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) Delegación Estado de México Poniente.

Agregó que algunos de los factores que detonan la aparición de este tipo de cáncer, son: la historia familiar de primer grado, es decir que alguna familiar directa como la madre o una hermana hubieran desarrollado cáncer de mama, la obesidad, en caso de ser madres no haber dado de lactar a su bebé, así como el alcoholismo, tabaquismo, el uso no controlado de tratamientos hormonales y la herencia genética, problemáticas actuales que han suscitado que la edad de aparición del cáncer sea menor.

“Cuando una mujer llega a atenderse, es porque ya siente alguna molestia o se detectó una bolita y, en algunas ocasiones, se hace la detección del cáncer en un estado muy avanzado. Por eso hemos organizado una 'Semana de Detección Oportuna de Cáncer de Mama', del 14 al 18 de octubre, durante la cual se realizarán mastografías en el servicio de radiodiagnóstico del Hospital como medida preventiva efectiva”, dijo la doctora García.

El horario en el cual se estarán realizando los estudios es de 8:00 a 14:00 horas en el turno matutino y de 15:00 a 19:00 en el turno vespertino. Los días en mención, personal del módulo de medicina preventiva de la Unidad de Medicina Familiar (UMF) No. 222 será quien llene las solicitudes de las pacientes, deben ser derechohabientes del Seguro Social sin padecimientos, mayores de 35 años, pueden proceder de cualquier Unidad de Medicina Familiar.

“El personal de medicina preventiva enviará a las pacientes al servicio de rayos X, aquí nosotros realizamos el estudio y el resultado con la interpretación se enviará a la clínica de adscripción de cada paciente para seguimiento posterior en caso de encontrar alguna anomalía”, resaltó la doctora del IMSS.

Puntualizó que se pueden realizar hasta 25 mastografías por turno, por lo que se espera cumplir con la meta de 250 estudios a lo largo de la semana, es importante que las mujeres que acudan a practicarse el estudio, se presenten bañadas, con ambas axilas rasuradas y sin usar desodorante, si alguna de las pacientes no viene en dichas condiciones, se les va a proporcionar jabón y un rasurador para que se preparen.

La especialista del IMSS concluyó que al realizar mastografías a una población que por su edad está en riesgo pero que no presenta signos ni síntomas de la enfermedad fomenta la detección temprana y el tratamiento oportuno, propiciando una cultura de autocuidado y procuración de la salud.