Dramático título

Los Potrillos de la UAEM ganaron 4-3 a Monterrey Cacsa la final del torneo de Apertura 2013 en la Cuarta División de futbol mexicano, en duelo lleno de volteretas y que se definió en los últimos ...
Los campeones posan para la fotografía del recuerdo.
Los campeones posan para la fotografía del recuerdo. (Especial)

Toluca

Muchos goles, buen futbol y un drama que se resolvió en el último minuto del partido, fueron los ingredientes de la final del torneo de Apertura 2013 en la Cuarta División del futbol mexicano, liga avalada por la Federación Mexicana de Futbol que tiene como campeón a los Potrillos de la UAEM, quienes derrotaron 4-3 al Monterrey Cacsa de la Ciudad de México, en duelo que se desarrolló en la Unidad Deportiva "Eduardo Gasca Pliego" de la Máxima Casa de Estudios mexiquense.

Los comandados por el técnico Ramón de la Torre aprovecharon la localía para imponer condiciones en el cotejo, aunque se encontraron con un rival que les complicó a la defensiva y que les luchó la posesión de la pelota en todo momento.

Esta final estuvo llena de volteretas, con unos Potrillos con actitud ofensiva que al mismo tiempo dejó huecos en la zona de atrás que fueron bien aprovechados por los Rayados quienes respondieron a cada anotación de los equinos.

Los de la UAEM abrieron el marcador en los botines de Giovanni Salgado, pero de inmediato fueron alcanzados por la visita. Después Iván Varas Arellano y Josué González parecían poner distancias definitivas, pero en frente tuvieron a un Monterrey que nunca bajó los brazos, insistió en sus ataques y para la segunda mitad descontó el marcador para el 3-2.

MINUTOS DE LOCURA

Llegaron los últimos 5 minutos del partido con un visitante insistente y con deseos de mandar la final a los tiros de penal, mientras que Potros defendía su mínima ventaja con el balón en su dominio, sin generar muchas llegadas al arco rival pero al menos con el control del partido.

En una descolgada los equinos pudieron sentenciar el marcador con un balón dentro del área rayada que se fue a estrellar en el poste, una posibilidad que después se volvió en contra de ellos, pues de esa jugada se desprendió el empate del Monterrey.

Y es que los Rayados recuperaron el balón y despejaron rápido, un contragolpe que terminó en tiro de esquina. De ese cobro de esquina, vino un centro al corazón del área que confundió a la defensa equina y permitió el remate de Monterrey para poner el 3-3 que le daba vida a la visita y ponía la final en los tiros desde el manchón de penal.

Ante ello, los equinos reaccionaron de inmediato, ya con el reloj en los últimos minutos de la compensación se encontraron con un tiro de esquina, ahí el balón salió rebatado al área grande, donde apareció Francisco Venegas, que bajó la pelota con buena técnica y de inmediato sacó un remate levado, sin mucha fuerza pero sí con colocación que terminó en las y con el triunfo de los Potrillos 4-3.

Al final el técnico de los equinos, Ramón de la Torre, reconoció la complejidad del rival y el esfuerzo de sus pupilos para quedarse con este título. "Sufrido porque sabíamos que es un buen equipo que juega bien, tiene gol, se vio, pero también nosotros teneos gol y eso fue lo que nos dio la oportunidad de ganar. En general fue un partido muy bien jugado por los dos equipos y cualquiera pudo haber ganado, nos dio la oportunidad de hacer un gol más que ellos y eso nos dejó el campeonato", dijo.

Y añadió: "(El rival) trae grandes jugadores y nos hizo sufrir bastante, pero creo que es donde los jóvenes más aprenden, cuando hay equipos de esta categoría, ojalá todos los rivales fueran así para que los jóvenes aprendan más".

Por último, El estratega detalló que estos muchachos llevan un buen proceso para que el próximo año alimenten las filas del equipo de Tercera División. "Esta categoría es formativa para alimentar al equipo de Tercera, pero independientemente de eso, cuando tu juegas bien al futbol se te dan estas oportunidades".